Hervé Falciani (segundo por la izquierda) a su salida de la Audiencia Nacional el pasado 11 de septiembre. El exinformático no será “moneda de cambio” para conseguir de Suiza la extradición de Marta Rovira o Anna Gabriel. / EFE/Emilio Naranjo

La Audiencia no usa a Falciani como moneda de cambio de Rovira

stop

La Audiencia Nacional rechaza de nuevo la extradición del exinformático Hervé Falciani a Suiza por la filtración masiva de datos bancarios

Economía Digital

Hervé Falciani (segundo por la izquierda) a su salida de la Audiencia Nacional el pasado 11 de septiembre. El exinformático no será “moneda de cambio” para conseguir de Suiza la extradición de Marta Rovira o Anna Gabriel. / EFE/Emilio Naranjo

Barcelona, 18 de septiembre de 2018 (13:19 CET)

La Audiencia Nacional ha rechazado de nuevo este martes la extradición de Hervé Falciani a Suiza. Las autoridades judiciales suizas reclaman la entrega del exinformático del banco HSBC para que cumpla una pena de cinco años de cárcel en su país. Lo condenaron por filtrar la llamada “lista Falciani”,  donde constan los datos de 120.000 potenciales defraudadores fiscales.

Falciani temía que la Audiencia Nacional acordara su extradición a cambio de que los tribunales suizos facilitaran la entrega de las exdirigentes independentistas catalanas Marta Rovira (ERC) o Anna Gabriel (CUP). Las dos huyeron al país transalpino antes de tener que declarar ante la justicia española.

El grupo parlamentario de Podemos presentó en mayo pasado una proposición no de ley para impedir la extradición de Falciani a Suiza. La formación de Pablo Iglesias advertía que el exinformático suizo podía ser “moneda de cambio” para conseguir la entrega de Rovira y Gabriel. España cursó en su momento una orden de detención internacional contra Rovira, pero no tramitó la de Gabriel.

La decisión de la Audiencia Nacional confirma que Falciani no es moneda de cambio. El exinformático continuará en España, mientras que Rovira y Gabriel seguirán en Suiza.

La lista Falciani

Falciani, nació en Mónaco hace 46 años, trabajó en la filial suiza de HSBC de 2001 a 2008. Fue arrestado en España en 2012 a petición de las autoridades suizas por filtrar datos de 120.000 clientes del banco. Sin embargo, en 2013, la Audiencia Nacional ya rechazó su entrega, una decisión que ha ratificado este martes.

La Audiencia Nacional argumenta que los hechos por los que Suiza reclamó ahora su extradición son los mismos por los que ya denegaron su entrega en 2013. Además, el delito de espionaje financiero agravado por el que fue condenado en Suiza no tiene encaje en el Código Penal español.

En su declaración ante la Audiencia Nacional el pasado 11 de septiembre, Falciani recordó que gracias a que España denegó su extradición en 2013 se pudo investigar a HSBC en 28 países.

En la vista, la fiscalía española se opuso a la entrega alegando que los hechos por los que se le reclama son los mismos que se plantearon en 2013. Además, sostuvo que el delito que cometió no está tipificado en España. Mantuvo que no se puede encajar en el de revelación de secretos de empresa porque no filtró los datos a particulares sino a gobiernos.

Falciani insistió en que, gracias a los datos que facilitó a las autoridades francesas, la fiscalía gala llegó a un acuerdo en noviembre de 2017 para que la filial suiza de HSBC pague al Estado francés 300 millones de euros para evitar un juicio por fraude fiscal.

En declaraciones a los periodistas tras la vista, el exempleado de HSBC abogó por que se proteja legalmente a los “delatores” en las causas económicas, siguiendo el ejemplo de países como Estados Unidos e Inglaterra.

Se calcula que con la llamada “lista Falciani” se filtraron datos de unos 120.000 clientes del banco de 180 países.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad