El TSJ obliga a readmitir al directivo que destapó fraudes en Sanidad

La Justicia declara nulo el despido del director de compras del Hospital de La Ribera que reveló irregularidades en la adquisición de medicamentos

hospital de la ribera repor

La Justicia ha declarado nulo el despido del jefe de compras del Hospital de La Ribera, que destapó un presunto fraude en la adquisición de medicamentos en el centro sanitario. El Tribunal Superior de la Comunidad Valenciana (TSJCV) ha obligado a la Conselleria de Sanidad ha readmitir al empleado tras considerar que su cese fue injustificado.

La sentencia ha sido un golpe directo al Gobierno valenciano, que decidió despedir de su puesto al profesional después de que hiciese público un presunto fraude en la compra de fármacos sin concurso público, así como en el pago de hasta un 70% más del coste de los medicamentos.

Los tribunales han aclarado ahora que el responsable de las compras del hospital sufrió un “acoso laboral y represalias empresariales por sus denuncias”, según la sentencia publicada por el diario El Mundo.

Como consecuencia, la Administración pública tendrá que volver a contratar a la víctima del despido y deberá indemnizarle con todos los salarios que ha dejado de pagarle desde que le obligó a abandonar su puesto hace más de dos años.

El juez ha argumentado que “la causa alegada en la carta de despido no quedó justificada”, ya que el departamento de compras llegó incluso a aumentar su plantilla posteriormente, pasando de tener cinco trabajadores a doce.

El demandante presentó una denuncia por acoso laboral ante la Inspección de Trabajo que posteriormente remitió a la Fiscalía Anticorrupción, donde presentó todos los detalles sobre la presunta adjudicación de contratos públicos sin concurso y el incremento desproporcionado de los costes de los medicamentos.

El TSJCV ha descartado que la revelación del fraude tuviera como objetivo impedir que la Administración pública le cesase de su puesto. “Excluye cualquier sospecha de que su actuación tuviera como objetivo blindarse ante un eventual despido”, ha remarcado la sentencia.

La Justicia ya ha declarado previamente improcedentes otros 12 despidos de directivos y mandos intermedios del Hospital de La Ribera que han reclamado ante los tribunales que sus ceses se produjeron de forma injusta. Los fallos han acarreado indemnizaciones por un valor de caso medio millón de euros para las arcas de la Comunidad Valenciana, así como la restitución de sus puestos de trabajo.