Las Cortes Valencianas recortan definitivamente las subvenciones a Ciudadanos

El partido naranja recurrió a la iniciativa del Pacto Antitransfuguismo, pero la Cámara no lo ha tenido en cuenta. Ciudadanos dejará de recibir 10.000 euros mensuales

57487a0d31102

El Pacto Antitransfuguismo fue firmado por las cuatro personas tránsfugas. Foto: EFE.

A principios de mayo, tres días después de las elecciones madrileñas, cuatro diputadas de las Cortes Valencianas dejaban su partido, Ciudadanos. Este martes, a falta de un acuerdo político sobre la situación de estos miembros, se ha decidido que no podrán ser portavoces en comisiones ni percibir el extra por ello.

Además, el partido al que pertenecían ha recibido este mes menor asignación por las bajas. De hecho, si el grupo parlamentario percibía una subvención variable de 44.592 euros brutos mensuales por tener 18 diputados (2.477 por cada uno de ellos), ahora recibirá 34.682 euros al mes, 416.192 anuales.

Desde Ciudadanos han apelado al Pacto Antitransfugismo, del que solo se ha aprobado la iniciativa, para «repetar los resultados de las elecciones»

La portavoz de Ciudadanos, Ruth Merino, ha abogado, tras la celebración de la Junta de Síndics en la que se han comunicado estas medidas, por la reforma del  artículo 28 del reglamento para «llevar a la práctica el pacto antitransfuguismo», que prevé, entre otras cuestiones, que el grupo que ha sufrido las bajas mantenga los derechos que les corresponden por el número de diputados que obtuvo en las elecciones.

Merino ha confirmado que este mes la asignación económica a Ciudadanos se ha reducido por las bajas de cuatro diputados, pero ha insistido en que su postura no se basa solo en los derechos económicos: «Hablo del pacto antitransfuguismo, de los derechos económicos y administrativos y que se respetaran los resultados de las elecciones«. Por ello, ha insistido en la modificación del reglamento.

Ni Vox ni el PPCV se han mostrado a favor de esta iniciativa, de hecho, los segundos han afirmado que ceñirán su postura «a lo que digan los letrados y los informes económicos».

«No sabemos por qué se están dando tantas vueltas cuando hay un precedente claro en la legislatura pasada. Deja negro sobre blanco una actuación concreta. No podemos apoyar una petición de Ciudadanos no avalada ni por el reglamento ni por los letrados», ha agregado la síndica, Eva Ortiz.

El Pacto Antritransfugismo

La iniciativa del Pacto Antitransfuguismo fue aprobada el pasado mes de abril por todos los grupos parlamentarios de Les Corts, excepto Vox. A través de este se buscaba adaptar el acuerdo homónimo que tiene el Gobierno de España a la realidad valenciana.

En este primer borrador se incluía que «en ningún caso se aceptarán los apoyos para mociones de censura o de investidura sustentadas por tránsfugas». Además, se planteó que las personas tránsfugas no adscritas no podrían mejorar su situación anterior al abandono del grupo político de origen en cuanto a su participación en las comisiones.

El aspecto más importante que recogió este es el grupo político que sufre la merma por la acción del tránsfuga no deberá ver reducida su participación en las mismas, sin implicar vulnerar los derechos individuales de las personas tránsfugas. Este acuerdo fue firmado por las cuatro tránsfugas.