Puig no descarta el confinamiento domiciliario

La Comunidad Valenciana registrada otro récord de nuevos casos desde el inicio de la pandemia por segundo día consecutivo con 6.240 nuevos contagios

200324 foto 1 pre rdp reuniones 24 marzo 2020

La evolución de la pandemia de coronavirus se complica en la Comunidad Valenciana. El ‘president’ de la Generalitat, Ximo Puig, preguntado por un posible confinamiento domiciliario en la región, ha señalado que «no se puede descartar nada». «Vamos a vivir semanas extraordinariamente complicadas», ha adelantado.

Estas han sido las palabras de Puig en una entrevista en RNE, y recogida por Europa Press, después de conocerse que la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública había registrado otro récord de nuevos casos desde el inicio de la crisis sanitaria por segundo día consecutivo. Los datos son alarmantes: 6.240 nuevos contagios confirmados por prueba PCR o prueba de antígenos en las últimas 24 horas. La cifra total de positivos en la Comunidad es de 169.950 personas, con 2.337 personas ingresadas, 352 de ellas en UCI.

Con estas cifras encima de la mesa, el dirigente ha pedido «quedarse en casa» porque, ha afirmado, en condiciones de pandemia «hay que ser lo más prudentes posible». Además, ha remarcado que la corresponsabilidad «es la única manera» de hacer frente a la Covid-19. «No vamos a poner un policía detrás de cada persona», ha añadido.

Puig ha asegurado que en este momento «se dan circunstancias y días muy difíciles para la superación de la pandemia» y ha expresado que se va a garantizar que el proceso de vacunación continúe en las poblaciones más afectadas por el temporal ‘Filomena’.

La Comunidad finaliza la semana que viene la vacunación en residencias

Además, ha señalado que a finales de la semana que viene se habrán suministrado todas las existencias de las vacunas de Pfizer con las que actualmente cuenta la Generalitat y el próximo martes habrá finalizado el proceso de vacunación en todas las residencias de la Comunitat, excepto aquellas que tienen brotes activos, y que ya se ha iniciado en centros de salud y hospitales. En este sentido, ha defendido suministrar este activo «de la manera más rápida y eficaz posible».

Sanidad ha administrado, hasta este viernes 8 de enero, la primera dosis de la vacuna contra la Covid-19 a más de 21.500 personas en 300 residencias de la Comunitat, de un total aproximado de 450. De los centros que quedan por vacunar, 90 tienen brotes activos, lo que obliga a retrasar el proceso.