Carles Tusquets, presidente de Mediolanum y candidato a la presidencia de la Cambra de Barcelona.

Foment apoyará a Tusquets para la Cambra

stop

Foment y Pimec reproducen su pugna en las elecciones a la Cambra de Barcelona: apoyarán a candidatos distintos

Josep Maria Casas

Economía Digital

Carles Tusquets, presidente de Mediolanum y candidato a la presidencia de la Cambra de Barcelona.

Barcelona, 21 de febrero de 2019 (04:55 CET)

Foment del Treball se decantará por la candidatura de Carles Tusquets para presidir la Cambra de Comerç de Barcelona. El presidente de esta patronal, Josep Sánchez Llibre, todavía no se ha mojado públicamente por ninguno de los candidatos en liza y, quizás, no llegue a hacerlo. No obstante, fuentes de Foment reconocen que, aunque sea por “descarte”, su candidato para la Cambra es Tusquets.

Estas fuentes precisan que, descartados Ramon Masià y Enric Crous, este último por el apoyo que recibe de la patronal rival Pimec, solo pueden votar a favor de Tusquets.

En las elecciones a la Cambra del próximo mayo se reproducirá la pugna entre Foment y Pimec. Estas dos patronales compiten directamente por los seis puestos del pleno de la cámara que corresponden a organizaciones empresariales. Cabría la posibilidad de que presentasen una lista conjunta, pero no lo harán. Ni siquiera han entablado conversaciones.

Foment y Pimec presentarán sendas listas para estos seis puestos. El plazo finaliza el próximo 25 de febrero. Foment y su asociada Fepime ya tienen a punto la lista, mientras que Pimec la está ultimando. Saldrán elegidos los seis candidatos más votados por parte del resto de miembros del pleno

De los 60 miembros del pleno de la cámara, 40 serán elegidos en las elecciones de mayo en los correspondientes epígrafes (sectores empresariales), otros 14 representarán a las empresas que efectúen una mayor aportación voluntaria y, finalmente, estarán los seis de las patronales.

Buscan empresas afines que paguen 75.000 euros

Los representantes de las empresas que más paguen a la cámara y los de las patronales, que suman veinte miembros en total, un tercio del plenario, pueden decantar la elección del próximo presidente. Por este motivo, los aspirantes a relevar a Miquel Valls están buscando empresas afines que paguen el mínimo de 75.000 euros anuales para ocupar un escaño. En realidad, se trata de una subasta.

Una importante corporación barcelonesa recibió llamadas del equipo de campaña de dos de los candidatos para que participara en la subasta y, claro está, para que les votase. Las fuentes consultadas indican que importantes compañías han descartado participar en la puja.

Masià presentó a su equipo la semana pasada. Crous lo hizo este miércoles acompañado de destacados empresarios. Tusquets lo hará este viernes en un acto en el Hotel Plaza de Barcelona.

Además, otros grupos aspiran a ocupar puestos en el pleno aunque sin anunciar un candidato a la presidencia. Este es el caso de empresarios de la órbita independentista y de la asociación mujeres empresarias 50a50. Estas últimas negociaron con la candidatura conjunta de Enric Crous y José María Torres pero no se llegó al acuerdo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad