Cientos de trabajadores protestan contra el cierre de las plantas de Nissan en Barcelona ante un concesionario de Renault. EFE/Alejandro García

Nissan y sindicatos llegan a un acuerdo para el cierre de Zona Franca

stop

La empresa mejora las condiciones sobre la campana, garantiza el empleo hasta diciembre de 2021 y arranca el sí de la plantilla

Carles Huguet

Economía Digital

Cientos de trabajadores protestan contra el cierre de las plantas de Nissan en Barcelona ante un concesionario de Renault. EFE/Alejandro García

Barcelona, 05 de agosto de 2020 (19:40 CET)

Tras varias jornadas maratonianas, dirección y sindicatos de Nissan han llegado a un preacuerdo para el cierre de la fábrica de Zona Franca (Barcelona) y el consecuente ERE para 2.525 personas. Después de rechazar la propuesta formulada la semana pasada, el comité de empresa logró arrancar mejoras para el colectivo de entre 50 y 54 años y garantías sobre el empleo mientras se mantenga la producción en el centro catalán, hasta diciembre de 2021, dos de los puntos por los que rechazó la anterior oferta de la organización.

El pacto se rubricó este miércoles por la tarde después de un encuentro que duró más de 24 horas y que tuvo a los representantes de la plantilla y a la cúpula de la firma prácticamente en vela durante toda la noche. A la espera de conocer los detalles concretos del pacto final, la delegación encabezada por Frank Torres, el hombre designado por la compañía para pilotar el cierre de la planta, y el comité de empresa terminaron por llegar a un acuerdo sobre las garantías del empleo, la principal patata caliente de las conversaciones.

Así, Nissan no podrá obligar a prejubilarse a trabajadores mientras mantenga la producción, que se reprenderá en agosto tras casi tres meses de huelga.

Asamblea de trabajadores en Nissan

Durante las últimas horas, las discusiones se centraron en mantener el máximo de empleos mientras la compañía mantenga su producción en Cataluña. El debate era si las prejubilaciones que habría que afrontar sería voluntarias, como pretendía el comité de empresa, o la automovilística podría forzarlas.

 "Hay fórmulas en el convenio para que no haya despidos mientras Nissan siga produciendo, pero no quieren comprometerse a aplicarla", señalaban las mismas voces. Además, los sindicatos también lograron el Convenio Especial de la Seguridad Social para los afectados de entre 50 y 54 años, --una franja peligrosa pues todavía es joven para prejubilarse pero ya encuentra dificultades para reinsertarse en el mercado laboral-- algo que en principio estaba reservado para el colectivo de mayores de 55 años.

Con el  de ambas partes, los sindicatos han convocado una asamblea extraordinaria para este jueves a las 11.30 de la mañana con tal de informar de los detalles del preacuerdo al resto de los trabajadores.

"Un acuerdo imprescindible", dice Nissan

De este modo, la compañía logró un acuerdo sobre la bocina, imprescindible para lograr la llegada de un nuevo inversor a la fábrica, a su parecer. "Si no tomamos las decisiones ahora, no habrá producción a partir de enero del 2021 y no habrá ninguna opción de continuar produciendo", advirtió Torres en una entrevista concedida a TV3. Antes, avisó de que las pretensiones económicas de los trabajadores no se podían cumplir por motivos económicos.

Según Torres, que no descarta una posible mediación del Gobierno, los potenciales interesados en reindustrializar las plantas de Nissan han pedido tiempo y paz social.

El expediente de regulación de empleo (ERE) de Nissan está formulado para 2.525 personas y afectará tanto a la fábrica barcelonesa de Zona Franca como a los centros auxiliares de Sant Andreu y Montcada.

Hemeroteca

Nissan
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad