La inflación dispara la facturación de la industria y de los servicios

El sector industrial aumenta su cifra de negocios en julio en un 19,9% y el sector servicios un 18,3%, encadenando 17 meses de subidas interanuales

Una trabajadora recoge una mesa en un restaurante. EFE/ David Arquimbau Sintes

Las empresas del sector industrial y las del sector de servicios no financieros incrementan sus cifras de negocio respecto al año anterior y encadenan 17 meses consecutivos de subidas interanuales, según los datos publicados este jueves por el Instituto Nacional de Estadística referentes al mes de julio.

Este incremento en las cifras de negocio se debe a un aumento de los importes facturados por las empresas, bien por prestaciones de servicios o por venta de bienes o de productos industriales suministrados a terceros, que han incrementado sus precios notablemente como consecuencia de la inflación. Los precios se han disparado en unos porcentajes que no se veían desde hace más de tres décadas: agosto registró una inflación del 10,5% y los dos meses anteriores también tuvieron índices por encima del 10% interanual.

En este contexto, el sector industrial ha aumentado su cifra de negocios en julio en un 19,9% respecto al mismo mes de 2021, aunque si se tiene en cuenta el índice corregido de efectos estacionales y de calendario, la cifra es del 24,8%. Por su parte, la facturación del sector servicios creció un 18,3%, un 20,4% si contamos la cifra desestacionalizada.

Para elaborar los índices, la estadística incluye las cargas repercutidas a los clientes como transportes y envases, así como los impuestos y tasas que gravan los bienes o servicios facturados, pero se excluye el IVA repercutido al cliente, las subvenciones y los ingresos financieros.

Los bienes energéticos se encarecen más de un 100%

Todos los destinos económicos de los bienes industriales analizados aumentan su facturación respecto al año anterior, siendo los que más se encarecen los bienes energéticos, un 110,1%, aunque en esta cuenta el INE no incluye los servicios de suministro de energía eléctrica, gas, vapor, aire acondicionado y agua. Por detrás de estos, los que más aumentan la facturación de las empresas son los bienes intermedios (13,3%), los bienes de consumo (11,4%) y los bienes de equipo (11,3%)

En cuanto al destino geográfico de las ventas, todos los mercados presentan tasas anuales positivas en julio, destacando el aumento de la facturación en el mercado interior: un 22,7% respecto a julio de 2021. El mercado que menos crece es el exterior fuera de la zona euro, un 14,7%.

También existen diferencias por comunidades autónomas, la cifra de negocios aumenta en la mayor parte de ellas (en 16), siendo el más llamativo el crecimiento de la Región de Murcia, donde el índice sube un 49,4% interanual. La única comunidad autónoma que rebaja la cifra de negocios de su industria es Navarra, con un decrecimiento del 8,5%.

Se dispara la facturación de los servicios en Baleares y el empleo asociado

Dentro de las empresas del sector de servicios no financieros, el sector que más multiplica su facturación es el de actividades administrativas y servicios auxiliares, un 40,6%, seguido de la hostelería, un 39,7%. Le siguen, con distancia, las subidas en el sector de transporte y almacenamiento (24,2%) y en el comercio al por mayor 20,7%).

Por comunidades autónomas, aunque todas aumentan su cifra de negocios en el sector de servicios de mercado, el índice que más crece es el de las Islas Baleares, un 46,9%, debido al encarecimiento de los servicios hoteleros y de toda la actividad asociada al turismo. La que menos aumenta es Castilla-La Mancha, con un 5,9%.

Por otra parte, el empleo en el sector servicios sube un 4% respecto a julio de 2021, aumentando la ocupación un 2% en el comercio y un 5,3% en otros servicios, que engloban el transporte, la hostelería, la información y comunicaciones y otras actividades científicas, técnicas y administrativas. La mayor subida de empleo se da también en las Islas Baleares, seguida de Canarias, Cataluña y Madrid, algo que también está directamente relacionado con la recuperación de la actividad turística este verano tras dos años con descensos por la pandemia.

Cristina Dolz