IFM pincha en la opa a Naturgy: solo venden un 10,83% de los accionistas

El fondo australiano queda muy lejos del 22,7% al que iba dirigido la opa y del 17% que inicialmente se propuso como mínimo, aunque el resultado le permitirá entrar en Naturgy

Francisco Reynés, presidente de Naturgy, que ha firmado una alianza con Línea Directa para ampliar su mercado de clientes

Francisco Reynés, presidente de Naturgy.

El fondo de inversión australiano IFM se ha quedado, finalmente, lejos de sus objetivos en la opa sobre la energética española Naturgy: solo han conseguido la aceptación por parte del 10,83% del accionariado, cifra que si bien permite que la oferta prospere, se sitúa muy lejos del 22,7% que se había propuesto y del 17% que se marcó inicialmente como mínimo.

La pasada semana terminó el mes que tenían los accionistas de Naturgy para vender sus acciones a 22,07 euros por acción. Con la decisión de los tres grandes accionistas, Criteria, GIP y CVC de no vender, y el holding de La Caixa comprando, el éxito de la operación dependía sobre todo de los minoritarios, que controlaban algo más del 8%. Parece que en general, han dado la espalda a IFM.

El fondo australiano planteó su opa para el 22,69% de las acciones, con un mínimo del 17% para entrar. Sin embargo, en la letra pequeña del folleto, especificaban que si superaba el 10%, podía ejecutarla. Hace unas semanas, IFM filtró que renunciarían al mínimo del 17% y así será, según ha comunicado la compañía a la CNMV.

IFM tenía vocación de influir en la gestión de Naturgy e incluso especuló, hace unas semanas, con la opción de defender la suspensión del dividendo, algo que la compañía que preside Francisco Reynés rechazó enérgicamente pues existe un compromiso con los inversores recogido en el plan estratégico.

Sin embargo, el resultado de la opa se lo pone difícil, pues le sitúa como el cuarto accionista de la energética por detrás de La Caixa, que, a través de Criteria, controla el 26,3%, y de los fondos GIP y Rioja (CVC y los March), que tienen algo más del 20% cada uno.

El fondo australiano tenía también la intención de entrar en el consejo de administración, con dos puestos. Al quedarse en algo más del 10%, solo tendrá derecho a uno, que reclamará.

Xavier Alegret