Adolfo Domínguez y Mango, a la cola en el crecimiento online de las cadenas españolas de moda

El incremento de las ventas online de Bimba y Lola o Desigual duplica al de Adolfo Domínguez, e Inditex, lo triplica

Tienda online de Bimba y Lola / EDG

Tienda online de Bimba y Lola / EDG

El coronavirus lo cambió todo. Pocas veces queda marcado en el tiempo con tanta precisión un cambio de ciclo en la relación con el cliente, sobre todo, en aquellos sectores que más sufrieron el impacto de la pandemia, como es el caso del textil.

Con las tiendas cerradas durante la crisis sanitaria y sus distintas réplicas, en forma de segunda y tercera ola, el canal online se convirtió en el refugio de las cadenas para tratar de sostener los ingresos, mientras acometían una acelerada digitalización que venía fraguándose desde años atrás y que ha conllevado un acortamiento de la red y, en la mayoría de casos, el estrechamiento de los márgenes y la rentabilidad.

Los balances que las cadenas de moda han ido presentando en lo que va de 2021 muestran con obstinación una pauta común: la venta online se incrementó de manera significativa, mientras el canal tradicional de la tienda física se hundía hasta el desastre.

Sin embargo, dentro de esta tónica general, los crecimientos han sido dispares. Adolfo Domínguez, que presentó resultados este miércoles con pérdidas de 19 millones, logró elevar sus ventas por ecommerce un 25% y representaron el 20,7% de la facturación total del grupo. En ambas magnitudes, el crecimiento de la venta online y el peso en los ingresos, se sitúa lejos de buena parte de sus competidoras en España.

Junto a la multinacional ourensana, Mango fue otro de los grupos que menos creció en online, pues el aumento de ventas se situó en el 36%, aún así muy superior al de Adolfo Domínguez. El peso de este canal en la facturación alcanzó el 42%, el doble que en la empresa que dirige Adriana Domínguez y el más relevante entre las grandes cadenas españolas, lo que apunta a un trabajo previo en la expansión del ecommerce más avanzado que otras cadenas.

Inditex también lidera en online

Compañías como Bimba y Lola o Tendam, el grupo que integra a Pedro del Hierro, Women Secret, Springfield o Cortefiel, experimentaron crecimientos en la venta online que prácticamente duplican las cifras de Adolfo Domínguez y Mango. La compañía con sede en Mos (Pontevedra) y dirigida por María y Uxía Domínguez logró elevar un 66% los ingresos por ecommerce, un canal que supuso el año pasado el 34% de sus ventas.

Tendam todavía no ha presentado el balance final del ejercicio 2020, si bien en los tres primeros trimestres del año experimentó un crecimiento medio próximo al 58%. El objetivo del grupo, según reconoció en declaraciones a Expansión, era acabar el ejercicio con un peso del 27% del canal online en la facturación. En el tercer trimestre alcanzaba el 20%.

El mayor incremento de ventas por la vía digital se lo anotó Inditex, en parte gracias a la propia extensión de los portales online de sus distintas cadenas. Los ingresos por este canal repuntaron un 77% en el pasado ejercicio, lo que supone hasta tres veces más que Adolfo Domínguez y el doble que Mango. El peso del ecommerce en las ventas de la multinacional de Amancio Ortega alcanzó el 32,4%.

En una posición intermedia se queda Desigual. Elevó un 50% las ventas online, que suponen el 30% de la facturación del grupo.