Fumata blanca en Alcoa: acuerdo para suspender la huelga y negociar la venta a la SEPI

Comité de empresa y dirección de Alcoa llegan a un acuerdo, que tendrá que ser ratificado por la plantilla, para que el primero suspenda la huelga y el segundo inicie la negociación de la venta de la fábrica de San Cibrao a la SEPI

Protesta de trabajadores de Alcoa en San Cibrao. Europa Press

Protesta de trabajadores de Alcoa en San Cibrao. Europa Press

Acuerdo en San Cibrao. El comité de empresa y la dirección de Alcoa han llegado a un acuerdo por el que el primero suspenderá la huelga que mantiene desde octubre y la segunda iniciará la negociación de la venta de la factoría de aluminio primario a la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).

Tras varias jornadas de negociaciones, parte social y empresa habrían llegado a un acuerdo que, no obstante, está pendiente de firma, ya que tendrá que ser ratificado en referéndum por los trabajadores, que están llamados a votar martes, miércoles y viernes.

Según informa Europa Press, de acuerdo con el documento consensuado entre comité y dirección, pendiente de firma, una vez que el pacto esté ratificado, la empresa tendrá dos semanas para remitir a la SEPI una propuesta de términos generales de venta, un termsheet.

Alcoa informará de las negociaciones

De cerrarse este acuerdo, la dirección «se compromete a negociar de buena fe con la SEPI y a mantener la continuidad de la producción del complejo» de A Mariña.

También «informará de la evolución» de las negociaciones tanto al comité como a la Xunta y al Ministerio de Industria en una mesa multilateral que se convocará «una vez al mes».

Entre otros aspectos, Alcoa «parará solamente cubas en emergencia» y «mantendrá un número de cubas activas por encima del límite técnico en ambas series», además de no adoptar «ninguna nueva medida extintiva de carácter colectivo«.

Los representantes de los trabajadores, por su parte, en caso de que este acuerdo llegue a buen puerto si es aprobado en referéndum, se comprometerá a suspender la huelga y «mantener la paz social«.