El Gobierno convoca al sector energético mientras debate si reactivar As Pontes

Transición Ecológica convoca a las patronales eléctrica, gasista y petrolera de cara a la elaboración de plan de contingencia que España tiene que preparar ante un posible corte de suministro de gas ruso

Protesta en As Pontes

Imagen de archivo de una concentración ante la térmica de As Pontes

El Ministerio para la Transición Ecológica ha convocado para este jueves al sector energético para abordar la elaboración del plan de contingencia que que tiene que preparar España para hacer frente a la amenaza de un posible corte en el suministro de gas por parte de Rusia de cara al próximo invierno.

Esta reunión se produce un día después de la producida entre el departamento de Teresa Ribera y Endesa de cara a la posible reactivación de la central térmica de As Pontes, en pleno proceso de cierre.

Según informan fuentes conocedoras de la reunión, los de Ribera han convocado a las patronales eléctrica, gasista y petrolera con el fin de recabar sus ideas y opiniones respecto a cómo trazar este plan.

También habrá una reunión con los sindicatos, ya que el deseo del Gobierno es contar con la opinión de todos los agentes para el diseño de este plan de contingencia.

El pasado lunes, en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera, ya anunció que se abriría «una ronda de comunicación» con todos los actores para poder elevar al Consejo de Ministros ese plan.

“Tranquilidad relativa”

En este sentido, Ribera afirmó que la situación de España es «más halagüeña» que en otros países del entorno debido, entre otros factores, a la diversificación en su suministro de gas natural, la capacidad de sus plantas de regasificación y de unos niveles de los almacenamientos subterráneos (72%) y de los tanques de las plantas de gas licuado (80%) en «máximos históricos».

No obstante, subrayó que este escenario de tensión hace que se esté en una situación de «tranquilidad relativa«, por lo que apostó por un plan para abordar el uso más inteligente posible de la energía, impulsando así el ahorro y la eficiencia energética.

Asimismo, señaló que esta propuesta debe plantear sustituir el uso del gas por otros combustibles allí donde sea posible, así como impulsar la electrificación de la demanda y la entrada de más renovables.

Una estrategia común a nivel europeo

Las medidas de este plan se enmarcan dentro de la estrategia de la Unión Europea para enfrentarse a ese posible corte del suministro de gas por parte de Rusia. El próximo 21 de julio se sabrá si los rusos deciden restablecer el paso de gas a Alemania por el gasoducto Nord Stream 1, cerrado para abordar unas tareas rutinarias de mantenimiento.

El 26 de julio está prevista una reunión de los mandatarios de la Unión Europea con el fin de consensuar una estrategia común ante este posible corte en el suministro, basándose en los planes de contingencia que cada país miembro debe entregar la próxima semana.