La Xunta endurece restricciones en la hostelería y la movilidad de Santiago, A Coruña y Ourense

Sanidade cierra la frontera gallega, declara el nivel máximo de alerta en Santiago y lo eleva a medio-alto en A Coruña y Ourense

La Xunta endurece restricciones en la hostelería y la movilidad de Santiago, A Coruña y Ourense

La Xunta de Galicia da una nueva vuelta de tuerca a las restricciones por el coronavirus. El conselleiro de Sanidade, Julio García Comesaña, ha confirmado en la rueda de prensa posterior a la reunión del subcomité clínico que asesora a la Xunta de Galicia que las ciudades de Santiago, A Coruña y Ourense verán incrementadas sus limitaciones y la comunidad cerrará su perímetro exterior hasta nuevo aviso.

En concreto, Santiago, al igual que Ames y Teo (con los que conforma una almendra perimetral) para al nivel máximo de alerta, de modo que se limitan las reuniones a cuatro personas y se cierra la hostelería en el interior. Estos establecimientos solo podrán abrir sus terrazas con el 50% de su aforo hasta las 18.00 de la tarde.

De A Coruña a Ourense

A nivel medio-alto, por su parte, pasan A Coruña y los otros tres concellos que le acompañan en la almendra perimetral (Cambre, Culleredo y Arteixo). Las reuniones se limitan a un aforo máximo de cuatro personas, mientras que la hostelería solo podrá abrir al 30% de su capacidad en interior y al 50% en exterior hasta las 18.00 horas.

Idénticas limitaciones se aplicarán sobre Barbadás y Ourense, que pasa del nivel básico al medio-alto de alerta, pasando a engrosar un listado de ciudades gallegas bajo este nivel de limitaciones en el que ya se encontraban Ferrol, Pontevedra y Vigo.

Más restricciones en las residencias

Tan solo Lugo, en donde la directora xeral de Saúde Pública, Carmen Durán, indicó que atraviesa una “mejor situación” y de “cierta holgura” al contar con una incidencia acumulada de 106 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días (frente a los 292 de Santiago de Compostela), se mantiene el nivel básico de alerta.

El conselleiro de Sanidade también ha confirmado que se prohíben las salidas de usuarios de los centros sociosanitarios, en donde, además, quedan limitadas las visitas a solo una persona por usuario a la semana. Además de estas limitaciones, García Comesaña ha invitado a la población a llevar a cabo un “autoconfinamiento” para contener la propagación del coronavirus que ha tenido lugar en las últimas semanas (coincidiendo con las Navidades).