El periodista Jesús Cintora, presentador del nuevo programa 'Las cosas claras', en La 1 de TVE | RTVE

Jesús Cintora acaba su primera semana en RTVE en pugna con cuatro sindicatos

stop

Cuatro de los cinco sindicatos de RTVE insisten en judicializar el informativo externalizado de Cintora en La 1 y echan en cara a CCOO su desmarque

Barcelona, 20 de noviembre de 2020 (06:55 CET)

La llegada de Jesús Cintora a La 1 de TVE ha sacudido a la corporación pública. Su informativo semi externalizado Las cosas claras se estrenó este pasado lunes pero estaba sentenciado a tensiones desde antes de su debut, al haberse orquestado mediante un secretismo que disparó sucesivas alarmas ante el temor de que se tratara de una coproducción más en la tele pública.

Las sospechas probaron ser ciertas. Pese a que el mandato marco de la cadena veta la externalización de programas informativos, Radio Televisión Española (RTVE) ha decidido producir el espacio junto con la empresa externa Lacoproductora —dirigida por José Miguel Contreras, cofundador de La Sexta—, creando así una "redacción paralela" para competir con Al rojo vivo de Antonio García Ferreras.

Tres centrales —UGT, Sindicato Independiente (SI) y USO— anunciaron la semana pasada "acciones legales pertinentes" contra esta externalización, a las que este jueves se ha sumado CGT. Así, CCOO se ha convertido en el único sindicato con representación en RTVE que no se sumará a la judicialización de Las cosas claras, ganándose las críticas de todos sus homólogos.

Mateo y Hernández desatan otro conflicto sindical en RTVE

Tras las últimas elecciones sindicales del ente público, la UGT incrementó su número de delegados a 58 mientras CCOO perdió cinco y quedó en 39. A ello se sumó que SI también ganó fuerza y llegó a los 37 delegados, mientras que CGT (11) y USO (12) no tuvieron apenas cambios. Esto provocó una mayoría del tándem UGT-SI y la relegación de CCOO.

Esto ha propiciado una rivalidad entre UGT y CCOO mediada por diferencias políticas. Fuentes de la casa han descrito a este periódico que, en el contexto de la televisión pública, los primeros son afines al PSOE y los segundos a Unidas Podemos, y que eso explica muchas de las guerras en las que han incurrido en los últimos meses. Lo cierto es que el fichaje de Jesús Cintora ha alimentado esas desavenencias.

Esto se ha visto reflejado en el comité intercentros de RTVE, el máximo órgano de representación sindical de la corporación, donde UGT (con cuatro representantes) y SI (con tres) hacen mayoría frente a CCOO (3), CGT (1) y USO (1). Y en esta ocasión, todos menos CCOO están de acuerdo —un consenso poco usual— en llevar el caso ante la justicia.

El pasado miércoles 11 de noviembre, en una reunión del comité intercentros, UGT, SI y USO acordaron tomar medidas legales. CCOO cuestionó que no concretaran si demandarían a RTVE o a Lacoproductora o a ambas. Y CGT dijo que, antes de tomar una decisión, lo consultaría con sus miembros, que finalmente han dado el visto bueno, informó la central este jueves.

SI acusa a CCOO de cuidar a sus "amiguetes"

Los sindicatos se volvieron a reunir en el marco del comité intercentros este jueves con el único propósito de estudiar los caminos legales contra el programa de Cintora. Previsiblemente, anunciarán en breve los pasos que tomarán, pero mientras tanto han continuado sus ataques a CCOO por no apoyarles en la defensa de una RTVE sin informativos externalizados.

SI, el segundo sindicato con más delegados de la corporación, se ha pronunciado antes de la reunión acusando a CCOO de rechazar la judicialización del programa "para apoyar a sus 'amiguetes'", de la misma forma que la UGT afeó a miembros de CCOO que se deshicieran en "elogios" al conductor de Las cosas claras sin poner en cuestión la externalización del informativo.

Con su negativa a demandar, CCOO estaría "defendiendo a su partido político", ha sugerido SI, manifestando que "hay que defender los derechos de los profesionales de RTVE por encima de cualquier interés partidista".

La mencionada central también ha presionado al consejo de informativos de TVE para que "esté a la altura de las circunstancias y aplique con rigor al programa de Cintora el estatuto de información y el manual de estilo de RTVE".

Desconfianza entre las centrales de RTVE

Los reproches y recelos no son solo contra CCOO. Entre los mismos sindicatos que se han ratificado en su intención de frenar esta externalización hay también desconfianza. Por ejemplo, la CGT ha confirmado que firmará la demanda, pero ha matizado: "Tampoco nos vamos a engañar a nosotras mismas a estas alturas; no confiamos demasiado en la mayoría sindical actual".

Hace no muchas semanas UGT y SI estaban agarrados por los pelos con CCOO, USO y CGT a cuenta del nuevo convenio colectivo de RTVE. La dirección de Rosa María Mateo lo acordó con UGT y SI, mientras las demás centrales mostraron su rechazo, CCOO calificó este acuerdo como "una pérdida colectiva de derechos del conjunto de los trabajadores".

La hostilidad permanente naturalmente se ha repetido en el debate sobre Las cosas claras. Así, unos sindicatos critican que CCOO no condene a Cintora por presuntamente ser afín al periodista externo, y CCOO y los otros sindicatos minoritarios cuestionan que UGT y SI vituperen las externalizaciones ahora cuando supuestamente antes las han mimado.

El consejo de informativos de TVE guarda silencio sobre la demanda

El consejo de informativos de TVE ha criticado durante las últimas semanas que la cúpula de Rosa María Mateo y el director de información y actualidad, Enric Hernández, externalicen un programa informativo. Citando la ley del ente público, el consejo ha manifestado su oposición a esta coproducción.

Sin embargo, el órgano de gobierno de los informativos de TVE no ha hecho declaraciones públicas sobre la judicialización de Las cosas claras. Simplemente ha señalado que la ley fija en un 100% la producción interna de los programas informativos y dice que RTVE "no podrá ceder a terceros la producción y edición" de estos contenidos.

En un comunicado publicado el pasado viernes, antes del debut de Cintora en La 1, el consejo de informativos tildó de "muy grave" la externalización y puso como ejemplo que Las cosas claras ha encargado la verificación de datos a Maldita.es, ignorando al equipo de Verifica RTVE, conformado por trabajadores de plantilla.

El consejo de informativos de RTVE.es, competente del servicio interno de verificación de datos, ahondó en este asunto el pasado fin de semana al recordar que en un informe de hace unos meses ya demandaban que este trabajo no se externalice "nunca", "bajo ningún pretexto o circunstancia, ni siquiera parcialmente".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad