RTVE: los sindicatos afines a PSOE y Podemos se cruzan ataques por las “manipulaciones” de Enric Hernández

La UGT y CCOO se enzarzan por la cobertura de Unidas Podemos en TVE. Los afines a Pablo Iglesias aseguran que los periodistas trabajan a "dictado" de Enric Hernández para desgastar a los morados

El jefe de informativos y actualidad de RTVE, Enric Hernández | RTVE/Archivo

El jefe de informativos y actualidad de RTVE, Enric Hernández | RTVE/Archivo

Rosa María Mateo ha cesado como administradora única de Radio Televisión Española (RTVE), pero eso no significa que las tensiones vinculadas a su etapa hayan acabado. Así, pese a que la corporación ya tiene un nuevo consejo de administración, todavía hay un señalado directivo nombrado a dedo durante el mandato de Mateo y que mantiene mucho poder en el ente: Enric Hernández, el controvertido jefe de información y actualidad que irrita a parte de la plantilla.

Alrededor de Hernández hay una dilatada órbita de desencuentros, importantes acusaciones y polémicas que ha enfrentado cada vez más a los dos principales sindicatos de RTVE: la UGT y CCOO. En la televisión pública, estas centrales exhiben paralelismos con la agitada relación entre el PSOE y Unidas Podemos en el Gobierno de coalición, pues son reconocidos los históricos nexos entre la UGT y los socialistas, y entre CCOO y el Partido Comunista, que confluye en la coalición morada.

Relevante para el contexto de las renovadas tensiones que en breve se explicarán es que la UGT se ha asociado con el Sindicato Independiente de RTVE (SIRTVE) para tener mayoría en la corporación, de forma que CCOO está en la ‘oposición’ en los órganos de representación sindical. Por ello, desde CCOO en otras ocasiones han apuntado a una supuesta asociación de la UGT con Hernández para desgastar a Podemos en TVE y para “barrer” a afines del partido de puestos de dirección.

Esa guerra UGT-CCOO (o, lo que es prácticamente lo mismo, PSOE-Podemos) ha escalado esta última semana tras acusar la UGT a CCOO de estar detrás de una “mentirosa campaña” en su contra en la que han participado el propio Pablo Iglesias y el periódico digital afín a Podemos, La Última Hora. Y es que, según la UGT, Iglesias y el digital de Dina Bousselham se han hecho eco del argumentario de la CCOO para defender al partido morado de supuestos ataques de la prensa.

“Las últimas hojas de CCOO, algunos artículos publicados en medios afines a determinados sectores de Unidas Podemos, y las recientes declaraciones en esta misma casa de Pablo Iglesias, huelen demasiado a una acción coordinada para marcar la línea editorial de TVE, reclamando una mayor presencia de Unidas Podemos en nuestros espacios informativos”, afirmó la UGT en una nota con fecha del 11 de abril que ha sentado muy mal entre los afiliados de CCOO.

UGT acusa a Iglesias de usar el argumentario de CCOO

El pasado 9 de abril, en una entrevista en el programa La hora de La 1 de TVE, Iglesias denunció la falta de pluralidad de la televisión pública e incluso acusó a la corporación de “blanquear” a Vox. Tanto la UGT como CCOO difundieron sendos comunicados tras la emisión del programa, máxime cuando otros políticos como Toni Cantó también habían reprochado recientemente la supuesta falta de neutralidad de la televisión pública.

En uno de sus escritos sobre este asunto, la UGT señaló que Iglesias se había apoyado en notas de CCOO, refiriéndose en concreto a una publicada el 6 de abril (tres días antes de la entrevista al líder morado en La hora de La 1) que aseguraba que los informativos de TVE estaban desarrollando una línea editorial contraria a la candidatura del expresidente segundo a la Comunidad de Madrid. CCOO habló de “manipulación informativa” y echó todas las culpas a Hernández.

El sindicato afín a Podemos criticaba que el Telediario de TVE no dedicase “un solo segundo” a un acto de campaña de Iglesias en Getafe y lo achacaba a que el informativo tiene una “definida línea editorial contraria a Unidas Podemos” que favorece “los intereses de los partidos de la derecha y de la ultra derecha”. “Enric Hernández es el principal responsable“, zanjaba la nota de CCOO, que según la UGT informó las posteriores declaraciones de Iglesias en La hora de La 1.

“Resulta muy curioso escuchar las graves acusaciones del líder de Unidas Podemos afirmando que hay falta de pluralidad en TVE en base a la penúltima hoja de CCOO y cómo tras sus palabras se pública una nueva hoja de CCOO apoyando las afirmaciones de Pablo Iglesias para ensuciar aún más el trabajo y la imagen de los y las profesionales de TVE“, cuestionó la UGT, refiriéndose a un segundo comunicado de CCOO que se difundió tras la entrevista a Iglesias.

En ese otro comunicado, CCOO habla de que la presentadora de La hora de La 1, Mónica López, hizo preguntas a Iglesias al “dictado” de Hernández, ignorando las “propuestas programáticas” del dirigente morado debido a “la hostil línea editorial” de RTVE contra Unidas Podemos. “La entrevista al candidato de Unidas Podemos es un ejemplo perfecto de lo que nunca debe hacer una televisión pública“, afirmó CCOO, citando ejemplos de presunta manipulación anti-podemita.

“Denunciamos que Iglesias hable en nombre de la plantilla de TVE”

Entre esas notas de CCOO y algunos artículos de La Última Hora muy críticos con RTVE, la UGT se preguntó: “¿Es o no es eso querer marcar el paso a los y las profesionales de esta casa?“. Y es que el digital de Bousselham llegó al extremo la semana pasada de cuestionar la forma en que se le hicieron preguntas a un candidato madrileño de Podemos en un programa del Canal 24 Horas, lo que llevó al periodista Xabier Fortes a denunciar una “campaña acusatoria” en su contra.

Pero en ese momento La Última Hora todavía no había revelado todas sus cartas. El digital publicó este lunes una supuesta noticia con el título ‘La alianza de UGT con Enric Hernández provoca que el sindicato calle ante los escándalos que tienen lugar en RTVE‘. El artículo recogía acusaciones similares a las expuestas en otros momentos por CCOO, como que Hernández “ha otorgado a UGT una posición privilegiada en la que algunos de sus miembros se han visto beneficiados”.

Y la UGT estalló. En una nota de este martes, el sindicato aseguró que CCOO está detrás de la “campaña” en su contra. “No puede estar más clara la mano del buen entendimiento entre este sindicato y Unidas Podemos en algunas de las informaciones, falsas y tendenciosas, que ayer se publicaron en medios más que afines a Unidas Podemos“, criticó, recordando que el consejero de RTVE propuesto por Podemos está vinculado tanto a CCOO como al partido.

Estamos hartos de que los partidos políticos, y ahora también algún sindicato como CCOO, quieran que TVE arrime el ascua a su sardina“, manifestó la UGT. “Lo que denunciamos son las acusaciones de Toni Cantó y de Pablo Iglesias, y que este último se permita hablar en nombre de todos los trabajadores y trabajadoras porque CCOO se otorga esa potestad cuando está tan lejos de representar a más del 50% de la plantilla en la CRTVE”.

Asimismo, la UGT recordó que ha publicado varias notas muy críticas de la gestión de Hernández, a lo que CCOO reaccionó señalando que esos reproches al jefe de información y actualidad han tenido lugar en los últimos meses, mientras que sus afiliados en RTVE han cargado contra el directivo desde su nombramiento en septiembre de 2019. Hernández fue nombrado a dedo por el primer Gobierno de Pedro Sánchez, y es cierto que no consta ningún reproche de la UGT sino hasta hace poco.

Las tensiones sindicales alrededor de Hernández (que ha impulsado en TVE programas informativos externalizados como Las cosas claras y La hora de La 1) se han extendido, pues, a la guerra partidista. Si antes las centrales aseguraban que los otros sindicatos seguían órdenes de partidos, ahora directamente acusan a los líderes políticos de incluir en sus argumentos las posiciones de sus sindicatos afines y de usar a sus medios cercanos para atacar antojadizamente a RTVE.

Estos bloques sindicales ya chocaron hace unos meses cuando todas las centrales menos CCOO decidieron denunciar ante la justicia la externalización de Las cosas claras por tratarse a su juicio de un programa informativo que debían realizar trabajadores del ente, empezando por la conducción, que está a cargo de Jesús Cintora, que no está en la plantilla de RTVE. CCOO dijo entonces que solo se sumaría a la demanda si se ampliaba a todas las externalizaciones y no solo a esa.

En medio de todo esto está Enric Hernández, a quien han criticado todos los sindicatos de la corporación, aunque no siempre con las mismas motivaciones. Trabajadores de la casa y fuentes sindicales han transmitido en otras ocasiones a este medio su miedo a que el jefe de información y actualidad siga en el puesto pese al relevo de Rosa María Mateo, pues creen que obedece a órdenes de La Moncloa y que tiene un plan para ampliar la externalización de producciones.