Rivera, este miércoles en el Congreso. EFE/Zipi

Rivera confirma su giro: prefiere gobernar con el PP que con el PSOE

stop

Rivera descarta coaliciones con Vox y con Podemos y se decanta por el PP antes que por el PSOE porque los socialistas están "secuestrados" por Sánchez

Madrid, 29 de diciembre de 2018 (11:46 CET)

Albert Rivera quiere difuminar su acercamiento a Vox tras las elecciones andaluzas sin disimular su distanciamiento del PSOE. El líder de Ciudadanos asegura que su "prioridad", después de las próximas citas electorales, es formar gobiernos con partidos "constitucionalistas", categoría en la que no incluye ni a Vox ni a Podemos, sino a PP y a PSOE.

"Nosotros no vamos a estar en tripartitos que no puedan gobernar. Queremos gobiernos serios, constitucionalistas", remarca en una entrevista concedida a Efe.

El líder de Ciudadanos, sin embargo, es muy consciente de los ataques que está recibiendo del presidente del Gobierno, ​Pedro Sánchez, y del conjunto del PSOE, que está denunciando intensamente el entendimiento del partido naranja con Vox para controlar la Mesa del Parlamento andaluz.

"Nosotros priorizamos a los partidos que históricamente hemos defendido el constitucionalismo", insiste. Sin embargo, en ese ámbito ve, de momento, solo al PP porque a su juicio el "sanchismo" tiene "secuestrado" al PSOE e impide el diálogo entre constitucionalistas.

Papel protagonista de Ciudadanos

En la entrevista, el líder de Ciudadanos también hace balance del acuerdo con el PP en Andalucía y sus consecuencias para la política nacional. Rivera subraya que el acuerdo al que ha llegado con el PP en Andalucía no se puede extrapolar automáticamente a otras comunidades o municipios.

Sin embargo, se muestra seguro de que el mapa político va a cambiar radicalmente después de las elecciones de mayo y de que su partido va a tener un papel protagonista.

"Va a tocar tener mucha cintura y ser muy generosos y ser muy estadistas", remarca y recuerda que en poco más de tres años se ha abandonado el bipartidismo de PP y PSOE.

Ciudadanos ha recibido críticas por parte de personas cercanas a su formación por la entrada de Vox en la Mesa del Parlamento

Rivera aprovecha también para defender la bondad del pacto con los populares en Andalucía y el acuerdo para la formación de la Mesa del Parlamento andaluz.

En esta Mesa ha entrado Vox pese a las críticas que ha recibido Cs, incluso desde personas cercanas a su formación como el candidato a la alcaldía de Barcelona, Manuel Valls. Valls defiende que sería preferible perder el Ejecutivo andaluz antes que tejer alianzas o acuerdos con partidos como Vox.

"Estoy de acuerdo con Valls en que no tiene que haber un gobierno tripartito ni con Podemos ni con Vox, tiene que ser un gobierno constitucionalista, el gobierno en Andalucía tiene que ser entre Ciudadanos y el PP y es lo que vamos a hacer", comenta.

Rivera se desmarca de Vox

Así, Rivera distingue entre la Mesa del Parlamento y la formación del Ejecutivo. "Después de 36 años de Gobierno del PSOE, dijimos que íbamos a propiciar ese cambio y lo hemos hecho. Hemos cumplido", insiste.

En este sentido, no cree que el posible apoyo externo del partido de Santiago Abascal al Ejecutivo andaluz pueda terminar pasando factura a su partido.

"Creo que la gente es bastante más sensata y sabe la diferencia entre un acuerdo para la Mesa del Parlamento y un acuerdo de gobierno por mucho ruido que hagan los demás", destacó el líder de Cs, que reconoce que le hubiera gustado un PSOE con una posición "más institucional".

Por ello, emplaza a los socialistas a que no bloqueen el Gobierno de Cs y PP "si de verdad les importa Andalucía". Lo mismo hace con Vox y asegura que el partido "tendrá que mirar a los ojos de los andaluces y explicarse" si bloquea el cambio político en la comunidad.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad