Ayuso niega que el turismo francés en Madrid sea de borrachera

La presidenta en funciones de la Comunidad de Madrid acusa a Moncloa de construir un relato falso sobre el turismo de borrachera a pesar de las imágenes virales que circulan en redes sociales

Isabel Díaz Ayuso comunica el adelanto de las elecciones autonómicas desde la sede del Gobierno de la Comunidad de Madrid. EFE

La presidenta en funciones de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, ha negado hoy que el turismo francés que hay en la comunidad de Madrid sea únicamente de borrachera y ha atribuido al Gobierno de Pedro Sánchez la competencia de impedir que cientos de turistas franceses se salten a diario el toque de queda en Madrid y participen es fiestas ilegales.

Ayuso ha insistido, además, que el problema no es que los turistas franceses vengan “a beber” sino que vengan contagiados. “Le compete al Gobierno de España trabajar para que eso no suceda”, ha afirmado. Además, ha acusado al Gobierno de estar fabricando un relato para asustar a los ciudadanos a partir de “una imagen de un francés bebiendo”.

A pesar de todas las fotografías y vídeos de turistas festejando por la capital compartidos por los usuarios y hechos virales a través de las redes sociales, Ayuso elude la responsabilidad y afirma que “el turista no solo viene a emborracharse, eso es un tinte un tanto xenófobo y un tanto ofensivo”.

Además, ha insistido que debe ser el Gobierno quien, a través de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, vigile y actúe para que se produzcan actuaciones ilegales que propaguen el virus. A su vez, ha querido hacer hincapié en que “un francés no contagia más que un chamberilero”.

No obstante, ha sido la misma Ayuso la que ha denunciado también que no se están efectuado suficiente controles en el aeropuerto de Barajas, la entrada del turismo extranjero en la Comunidad de Madrid, y que no hay informes sobre cuántas PCR se están efectuando o cómo se controla el acceso a la capital.

Sobre las aglomeraciones de turistas en la ciudad, ha opinado que se deben a que, en Madrid, el espacio es muy pequeño y la densidad de población, muy grande, aunque ha negado que en la hostelería madrileña haya un problema de transmisión del virus porque “a las doce cierra todo”.

Acusa al Gobierno de fabricar un relato

“Conozco bastante bien cómo se va fabricando el relato y cómo se presenta esa dualidad falsa que entra muy bien a lo mejor para la opinión pública pero que vuelve a faltar a la verdad”, ha sentenciado la presidente en funciones autonómica, quien ha denunciado que la autoría de dicho presunto relato viene de la “factoría de Moncloa”.

Además, ha asegurado que la tasa de contagio del virus sigue un ciclo de 8 semanas de ascenso y 8 semanas de descenso y que nada tiene que ver con el aumento que la hostelería esté abierta, por lo que “lo que no va a hacer el Gobierno de la Comunidad de Madrid es que paguen justos por pecadores y cerrarlo todo para arruinar a los ciudadanos. No sé cuántas veces más habrá que demostrar que así no se acaba con el virus”, ha sentenciado.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.