La hoja de ruta de Podemos para 2030: del SMI de 1.500 euros a la semana laboral de 30 horas

El partido recoge en un documento sus objetivos para los próximos años, independientemente de si sale adelante el “proyecto de país” de Yolanda Díaz

La secretaria general de Podemos, Ione Belarra, en el Vistalegre IV. Foto: EFE/Fernando Alvarado

La hoja de ruta de Podemos para 2030: del SMI de 1.500 euros a la semana laboral de 30 horas. Foto: EFE/Fernando Alvarado

Podemos ya ha marcado cuáles son sus metas para 2030, independientemente de si sale adelante el“proyecto de país” que tiene entre manos Yolanda Díaz. El partido celebró el fin de semana pasado el foro Universidad de otoño en el que el objetivo fue relanzar su agenda política, y de ahí han salido algunas propuestas como la subida del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) hasta los 1.500 euros o la semana laboral de 30 horas.

Así queda recogido en el documento Brújula para ganar una época, elaborado por la formación tras este cónclave y al que ha tenido acceso Europa Press. En él aparecen otras cuestiones como la eliminación de los vuelos a destinos que ofrezcan una alternativa en tren menor de tres horas de trayecto, incluir un tercer género en el DNI y ampliar a 12 meses los permisos de maternidad.

“Tenemos que ir más allá para fijar la senda de crecimiento por encima de la inflación”, destaca el manifiesto. Algo que desde la formación morada se puede solucionar con la subida de salarios y con el fin del fenómeno del trabajador “pobre”. En cuanto a la reducción de horas de trabajo a la semana, apunta que es la mejor forma de reducir el paro juvenil y fomentar la conciliación.

Además, en este texto, Podemos desarrolla algunas de las cuestiones que se hablaron en el foro como la construcción de empresas públicas en sectores estratégicos -banca, energía, telecomunicaciones o industria farmacéutica- con un mínimo del 15% de penetración en los diferentes mercados.

Podemos aprovecha la crisis de Afganistán para atacar a EEUU y presionar al PSOE. // EFE
Ione Belarra, junto a otras mujeres de Unidas Podemos. // EFE

Por otro lado, también propone la prohibición de la entrada de fondos de inversión en los servicios públicos, un proceso de supresión de las privatizaciones acometidas en los mismos y la imposibilidad de hacer nuevas, incremento de personal (y salario) del sector público y lograr la completa gratuidad e universalidad de la educación de 0 a 3 años.

Podemos quiere fijar un impuesto a la banca

En materia económica persigue una fiscalidad “justa”. Por ello, demanda un aumento impositivo a las grandes fortunas, con un tipo mínimo que no pueda ser eliminado por determinadas comunidades autónomas, y que las grandes empresas paguen un tipo impositivo efectivo no inferior al de las pymes.

En este sentido, también quiere fijar un impuesto a la banca para recuperar “la totalidad del rescate bancario” antes de 2030. A esto se suma la apuesta por crear una lista de paraísos fiscales y medidas que prohíban la evasión y elusión fiscal de empresas y particulares, entre las que figuran impedir “el uso de sociedades pantalla para hacer negocios particulares”.

Además, en materia energética, propone llevar a cabo una estrategia de reindustralización que pase por reducir la dependencia energética del exterior al 50% con más renovables y llegar a que todos los organismos públicos alcancen una tasa del 100% de consumo alimentario de proximidad en los próximos diez años.

Avatar