Apple avanza, pero no revoluciona, tres años después de perder a Steve Jobs

stop

La compañía ha ampliado su catálogo de la mano de Tim Cook intentando mantener el ADN de su cofundador

Steve Jobs

05 de octubre de 2014 (13:27 CET)

El tiempo pasa muy rápido. Este domingo se cumplen ya tres años de la muerte de Steve Jobs, el cofundador de Apple. Sin su gurú, la compañía de la manzana sigue adelante, pero ya no revoluciona como antes.

De la mano de Tim Cook, Apple ha lanzado nuevos productos y ha ampliado su catálogo, intentando mantener el ADN de su fundador. Entre las últimas novedades, tras un tiempo sin romper moldes, destacan dos nuevos smartphones con pantallas más grandes y bordes redondeados, recordando a los primeros modelos de iPhone. 

El 5 de octubre de 2011 y tras una larga enfermedad, Jobs fallecía tras catapultar a la compañía a lo más alto. Su muerte fue un duro golpe para la firma. Jobs revolucionó el mercado con productos como el iPod, el iPhone o el iPad y logró colocar a Apple entre las principales preferencias del consumidor.

Homenaje por carta y en Twitter 

Su sucesor, Cook, ha querido recordar la figura de Jobs a sus trabajadores a través de una carta en la que les anima a reflexionar sobre lo que hizo y su filosofía. También ha compartido en Twitter un mensaje: “Recordando SJ: Tienes que confiar en algo: en tu instinto, en el destino, en la vida, en el karma, en lo que sea”.

En contra de algunas ideas de Jobs 

Los cambios que Apple ha introducido tras el fallecimiento de Steve Jobs han sido paulatinos y algunos incluso contrastan con ciertas ideas de Jobs. Los iPhone son los productos que más han cambiado. Jobs criticó el desarrollo de dispositivos de gran formato, sin embargo las exigencias del mercado han obligado a Apple a cambiar su enfoque.

En relación a los iPad y bajo la dirección de Tim Cook, ha ocurrido lo contrario que con los nuevos iPhone. Con el lanzamiento del iPad Mini, Apple ha apostado por reducir el tamaño de otro de los dispositivos estrella de la era Jobs. 

Mientras, el iPod ha sido el dispositivo que ha salido peor parado durante este tiempo. Su presencia en el mercado se ha reducido y ha perdido protagonismo frente a otros productos de Apple. En paralelo, la compañía ha apostado por ampliar el catálogo de servicios con el Apple Watch, Healthkit, CarPlay o Homekit, por poner algunos ejemplos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad