El PSPV cede a las presiones de Compromís ante la ampliación del Puerto de Valencia

El conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad ha salido a defender el crecimiento "sostenible" de la infraestructura

puerto valencia

Según la Generalitat, el Puerto de Valencia lo utilizan 23.000 empresas y viven de ella 40.000 familias.

Los socios del PSPV en el Consell, Compromís y Podem, han rechazado en varias ocasiones la ampliación del Puerto de Valencia por considerar que la Declaración de Impacto Ambiental no es válida porque se realizó en 2007. Este jueves, han sido los mismos socialistas los que han apelado a la «sostenibilidad» en el crecimiento.

El conseller de Política Territorial, Obras Públicas y Movilidad y miembro del Partido Socialista valenciano, Arcadi España, ha defendido que el Puerto de València «no es un fin en sí mismo» y que «no puede crecer a cualquier precio«.

Por ello, ha instado a hacer compatible la «sostenibilidad con el crecimiento«, y ha remarcado que «el puerto no puede quedarse al margen». El conseller ha comparecido en la sesión de control celebrada en Les Corts y ha destacado que esta infraestructura es «clave» para la economía valenciana

Ha subrayado que la utilizan 23.000 empresas y que viven de ella 40.000 familias, así como que repercute en un 2,5% del PIB valenciano. Por ello, ha instado a hablar del «puerto del futuro», que esté «integrado en la economía azul«.

Arcadi España (PSPV) ha indicado que el «puerto del futuro» debe estar basado en el «cumplimiento estricto de toda la normativa, especialmente la ambiental».

Arcadi ha hecho referencia a las críticas de sus socios señalando que las instalaciones portuarias deben estar basadas en elementos como el «cumplimiento estricto de toda la normativa, especialmente la ambiental»

También ha hecho referencia a una «mejor integración de la ciudad y el puerto, con las inversiones en el parque de desembocadura, la prolongación de la Línea 10 de Metrovalencia y la regeneración de las playas del sur».

Ha destacado el plan de 50 millones que ha anunciado el Consell en colaboración con las autoridades portuarias para regenerar el litoral y ha apostado por impulsar el ferrocarril como parte de un «puerto del futuro sostenible, competitivo e integrado en su ciudad».

La transición ecológica

Finalmente, ha indicado que la transición ecológica no solo es un compromiso del gobierno autonómico, sino también del nacional. De hecho, ha dicho que esta es «imprescindible» y tiene que ser «justa», así como «empática» con los sectores que más huella de carbono tienen.

Respecto a estos sectores, ha señalado que hay que ayudarles «en la innovación y avanzando en la descarbonización», por lo que ha abogado por «electrificar el puerto». «No podemos salir de la crisis con modelos que nos han traído a ella», ha agregado, al tiempo que ha pedido «crecer mejor».