Joan Canadell, presidente de la Cámara de Comercio de Barcelona. /PRESS CAMBRABCN

La Cámara de Barcelona cumple los deseos de la ANC

stop

El nuevo presidente de la Cámara de Barcelona, Joan Canadell, pide estudios sobre la independencia y encarga una due dilligence sobre las cuentas internas

Barcelona, 01 de julio de 2019 (18:26 CET)

El comité ejecutivo de la Cámara de Comercio de Barcelona acordó en la reunión de este lunes, la primera que preside Joan Canadell, la contratación de estudios sobre la viabilidad de una Cataluña independiente. El nuevo presidente, cuya candidatura impulsó la Asamblea Nacional Catalana, satisface así a la entidad soberanista.

Canadell realizó este anunció después de la reunión del comité ejecutivo, celebrado en la sede institucional de la Llotja de Mar, poco antes de que se reuniera con el presidente de la Generalitat, Quim Torra.

El primer estudio que ha encargado la nueva junta de Canadell trata sobre las inversiones extranjeras en Cataluña y, el segundo, se centrará en las inversiones del Estado en Cataluña. Canadell insistió en que los informes económicos que realiza el gobierno español no analizan acertadamente las inversiones productivas. Por este motivo, la Cámara de Barcelona hará sus propios estudios para rebatir los del Gobierno.

Sin embargo, el primer estudio que han hecho público sobre una Cataluña independiente, que presentaron este mismo lunes, se elaboró en 2012, hace siete años, aunque los entonces responsables de la Cámara lo guardaron en un cajón. Se titula “Consecuencias económicas de un Estado propio”. Pese a que nos e decanta ni por e sí ni por el no a la independencia, Canadell aseguró que aún tiene validez.

Ante el alud de estudios que se avecina, el comité ejecutivo de la cámara barcelonesa acordó en su primera reunión la contratación de dos nuevos técnicos. Canadell precisó que mantendrán a los actuales responsables del equipo de estudios cameral, Josep Ramon Rovira y Christian Bardají, pero que necesitan más personal especializado.

La Cámara de Barcelona pide una due dilligence

La junta de Canadell también encargará una due dilligence sobre la situación económica que deja Miquel Valls, que presidió la Cámara de Barcelona en los últimos 17 años. Canadell señaló que encargan esta auditoria para curarse en salud y no porque sospechen de irregularidades.

Canadell se mostró muy crítico con la nueva ley de cámaras catalanas que prepara la Generalitat. Precisó que el borrador otorga un “excesivo protagonismo” a la futura Cámara de Cataluña. La comparó con la Cámara de España que preside José Luis Bonet, en el sentido de que no puede hablar en nombre del resto de cámaras.

A partir de septiembre, Canadell negociará con la Generalitat el contenido de la futura ley de cámaras para que nada se les escape. No quieren que un organismo cameral superior ahogue su voz.

La Cámara de Barcelona creará cuatro grupos de trabajo: el primero, para estudiar el incremento  de los ingresos de la institución; el segundo, para potenciar las delegaciones territoriales; el tercero, sobre el futuro de la nueve sede administrativa que proyectan en el distrito barcelonés del 22@; y finalmente, sobre el sistema de consultas.

Sobre estas últimas, la junta de Canadell también encargó a los técnicos la puesta en marcha de un sistema de consultas periódicas al empresariado de la demarcación.  “Queremos saber lo que opinan los empresarios”, subrayó.

La Cámara de Barcelona abre consultas

Después de imponerse en las elecciones camarales del pasado mayo, Canadell anunció la intención de convocar consultas entre el medio millón de empresarios de su demarcación. Avanzó tres de estas consultas: sobre la si la Cámara de Barcelona debe implicarse en el proceso de independencia de Catalunya; sobre si deben declarar al rey Felipe VI persona non grata; o sobre la soberanía fiscal.

Sobre la polémica campaña de la Asamblea Nacional Catalana para quitar clientes a las empresas del IBEX que trasladaron su sede fuera de Cataluña, Canadell negó que fuera un bocot. Afirmó que era una campaña “en positivo” a favor de las empresas del territorio.

A la petición de un periodista que le pidió que hiciera una declaración en castellano, Canadell indicó que esta vez respondía en este idioma aunque en próximas comparecencias se lo pensará. 

En su primer discurso como presidente de la Cámara de Barcelona, el 17 de junio pasado, ya pidió que les dejaran “soñar” con que Cataluña será un Estado independiente porque se proponen dar “argumentos” a los que ahora no ven con buenos ojos este proceso.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad