Foto de archivo de expresidente de Renault-Nissan-Mitsubishi, Carlos Ghosn. EFE/ Gian Ehrenzeller

Nissan estima que Ghosn no declaró 73,8 millones de euros

stop

Nissan estima en sus cuentas que los pagos no declarados por el expresidente del grupo, Carlos Ghosn, alcalzan los 73,8 millones de euros

Madrid, 12 de febrero de 2019 (11:31 CET)

El fabricante de vehículos japonés Nissan Motor estima en 9.200 millones de yenes, es decir, 73,8 millones de euros, los pagos supuestamente acordados al expresidente Carlos Ghosn, que se encuentra en prisión, y que no regularizó. Esta sería la cantidad que el expresidente del grupo no habría declarado y por la que se le acusa de cobros irregulares.

"Tomamos un enfoque conservador y consideramos esta cantidad", dijo este martes el consejero delegado de la compañía, Hiroto Saikawa, durante la rueda de prensa de presentación de los resultados financieros de Nissan hasta diciembre de 2018.

En estas cuentas han reflejado el impacto de las cantidades "no registradas en años fiscales anteriores". Nissan decidió tener en cuenta estos supuestos pagos acordados con Ghosn pese a no haber pagado todavía el monto, cuya cantidad podría variar.

El nuevo presidente de Renault tiene previsto visitar esta semana Tokio y reunirse con el consejero delegado de Nissan

Esta cantidad cambiará "en función de los resultados de la investigación de la fiscalía y las autoridades, que determinarán cuál es la cantidad exacta", explicó el director financiero de la firma, Hiroshi Karube.

Además, el nuevo presidente de Renault, Jean-Dominique Senard, tiene previsto visitar esta semana Tokio y reunirse con Saikawa. El consejero delegado de Nissan mostró su deseo de discutir y "revisar si es necesario" la Alianza 2022, el plan estratégico vigente en la alianza Renault-Nissan y Mitsubishi.

Sobre su responsabilidad en las irregularidades cometidas supuestamente por Ghosn, junto al que trabajó más de una década, Saikawa confesó que tanto él como otros ejecutivos se sienten "muy responsables, por lo haberlo descubierto o haber podido detenerlo".

Cobros irregulares

Ghosn, que se encuentra en prisión en Tokio desde el 19 de noviembre de 2018, está acusado de ocultar presuntamente millonarios ingresos pactados con Nissan a partir de 2011 y de violar supuestamente la confianza de la empresa al utilizarla para cubrir pérdidas financieras personales.

Sin embargo, sus abogados sostienen que la dirección de Nissan aprobó estas acciones, por lo que consideran que no se violó la confianza de la compañía y él se ha declarado inocente de los cargos.

Además, Ghosn está acusado de ocultar millonarios ingresos pactados con Nissan, que supuestamente iba a recibir una vez se retirara de la compañía. También se le acusa de realizar unos pagos a terceras personas presuntamente injustificados.

También el fabricante de vehículos japonés Mitsubishi le acusa de irregularidades como haber recibido un pago "ilegal no autorizado" de 7,82 millones de euros

El arresto de su máximo responsable llevó a Nissan a destituir a Ghosn como presidente y a Saikawa a ponerse al frente, y más tarde Renault también decidió sustituir al empresario como presidente y nombrar en el cargo a Jean-Dominique Senard.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad