ERC se resiste a apoyar los Presupuestos pero avanzan su trámite con el ‘sí’ de PNV y Bildu

El Gobierno ata los votos de PNV y Bildu tras incorporarse más de 130 enmiendas a los Presupuestos, mientras ERC negocia con Calviño la cuota de la Ley Audiovisual e inversiones en Cercanías (Rodalíes)

María Jesús Montero y Pedro Sánchez./ EFE

María Jesús Montero y Pedro Sánchez./ EFE

Los Presupuestos de 2020 del Gobierno de coalición, los segundos de Pedro Sánchez, han superado una prueba más en el Congreso y avanzan en su tramitación hasta la fase final en la Cámara Baja, tras recibir el respaldo de PNV y EH Bildu, mientras que ERC se resiste a dar su apoyo a las nuevas cuentas.

Este es el panorama actual de las posibilidades de que los Presupuestos de 2022 vean la luz tras haber superado las distintas votaciones a las secciones del proyecto en la Comisión de Presupuestos y del informe de la ponencia, tras haberse incorporado más de 130 enmiendas y gracias a los votos de las formaciones del Gobierno (PSOE y Unidas Podemos), a las que se han sumado las de PNV y EH Bildu, frente al voto en contra de PP, Vox y Ciudadanos.

Por su parte, Junts y Coalición Canaria (CC) se han mantenido en la abstención, al igual que la gran incógnita en el juego parlamentario de las cuentas de este año, ERC, que ha decidido por resistirse por ahora a dar su apoyo explícito al proyecto de presupuestos.

De esta forma, en la Comisión de Presupuestos se ha aprobado el informe de la ponencia tras haberse incorporado enmiendas de los principales socios del Gobierno, sobre todo del PNV y Nueva Canarias, así como de ERC, Bildu, Más País-Equo, Teruel Existe, Compromís y el Partido Regionalista Cántabro (PRC). Con esas enmiendas incorporadas se elaborará el dictamen sobre el proyecto de Presupuestos para el año 2022 que votará el Pleno la semana que viene.

ERC aguanta: negocia la Ley Audiovisual y Rodalíes

Fuentes gubernamentales dan por atados los apoyos de PNV y Bildu tras haber incorporado sus principales recomendaciones vía enmiendas a las secciones o parciales, mientras que confían en lograr en las negociaciones de estos días los apoyos de ERC con el posible pacto de nuevos cambios en los Presupuestos para atender sus peticiones.

ERC no presentó enmienda a la totalidad de los Presupuestos del próximo año tras lograr arrancara al Gobierno un compromiso para que la Ley Audiovisual recoja un porcentaje para el catalán y el resto de lenguas cooficiales (euskera y gallego), y desde entonces las negociaciones se han ido sucediendo.

Los de ERC se han asegurado que el Ejecutivo establecerá una cuota de doblaje, subtitulación y producción en catalán, y sobre la mesa hay otras medidas para blindar la lengua. Las negociaciones también versan sobre todo sobre el traspaso de Rodalíes (Cercanías). La ministra Raquel Sánchez abrió la puerta al traspaso de Rodalies pero no al de vías y catenarias porque pasan trenes de larga distancia y mercancías.

130 enmiendas: 25 millones de amianto y Fondo Covid en duda

Entre las más de 130 enmiendas introducidas a los Presupuestos durante su paso por la Comisión de Presupuestos, reflejadas en el dictamen, incluye una dotación de 25 millones de euros para el fondo de compensación para indemnizar a las víctimas de la exposición al amianto, acordada con EH Bildu.

Con la formación vasca también ha acordado el Gobierno enmiendas para introducir una partida presupuestaria que comprende la redacción y ejecución de un proyecto de rehabilitación del espacio interior del Horno Alto de Sestao, así como varias para mejoras en materia de infraestructuras ferroviarias.

También perdura la enmienda de Unidas Podemos para la  creación de la “cuota estatal en el Impuesto sobre el Patrimonio cuyo rendimiento constituye ingreso del Estado no cedido a las Comunidades Autónomas”. De esta forma, busca impedir que se deje de recaudar por este impuesto en comunidades como la Comunidad de Madrid, que tiene bonificado al 100% este tributo.

Además, en la tramitación en la Comisión de Presupuestos se han introducido cambios por los que se refuerza la atención a la Salud Mental en la Educación con 5 millones de euros y destaca una enmienda de Junts, aprobada con los votos variopintos de PP, Vox, Ciudadanos, ERC, Ciuddanos, EH-Bildy y Coalición Canaria, para la creación de un nuevo fondo extraordinario Covid-19 de 9.362 millones de euros para compensar a las comunidades autónomas los efectos de la pandemia.

La propia ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha descartado este jueves que se pueda llegar a ejecutar el fondo ya que la enmienda de Junts da de baja un programa que no existe en los Presupuestos y la sección afectada afecta a unos 7.000 millones para compensar a las regiones por el IVA pendiente de liquidar en 2017, por debajo del montante total.

Los letrados cuestionan vetos del Gobierno y PP y Cs amenazan con ir al TC

Entre tanto, el Ejecutivo ha dejado fuera de la tramitación más de mil enmiendas con sus vetos bajo el argumento de que implicaban un mayor gasto o unos menores ingresos en las cuentas, si bien el 42% de todos los fijados por el Ejecutivo ha sido cuestionado por los propios letrados de la Cámara Alta.

El cuestionamiento obedece a distintos motivos, como afectar esos desfases de gastos o ingresos a otro distintos del Estado, por incluirse en las enmiendas vetadas medidas compensatorias suficientes para salir adelante o por excederse el Gobierno en las justificaciones por eventuales insuficiencias o defectos.

Ante este cuestionamiento formaciones como el PP y Ciudadanos ya han anunciado que recurrirían al Tribunal Constitucional si el Congreso no permite votar las enmiendas vetadas por el Gobierno cuestionadas por los servicios jurídicos de la Cámara.

Los PGE llegan a su paso final en el Congreso

Con todo, tras su paso por la Comisión de Presupuestos, el debate en el Pleno del Congreso del dictamen aprobado esta jueves se iniciará el próximo lunes y se prolongará durante toda la próxima semana.

En esos días, los ministros darán cuenta ante el Pleno de sus partidas y serán debatidas y votadas las enmiendas al articulado y a las secciones. Una vez aprobado en Pleno, el texto irá camino del Senado para su ratificación en la Cámara Alta.

El lunes se debatirán de manera conjunta el Título V de las operaciones financieras, y la sección 6 de deuda pública, y se sucederán otros títulos y disposiciones, para reanudarse el martes con las relativas a distintos ministerios, el miércoles par abordar más secciones y finalmente el jueves, cuando se procederá a la votación.

Las cuentas del Estado para 2022 fueron aprobadas en Consejo de Ministros el pasado 7 de octubre y presentadas en el Congreso de los Diputados el 13 de octubre, y la siete enmiendas a la totalidad de PP, Vox, Junts, Cs, CUP, Coalición Canaria y Foro Asturias fueron rechazadas por 156 votos a favor, 188 en contra y una abstención .

En el Senado, el proyecto de Presupuestos sigue un procedimiento con una duración máxima de un mes, tal y como establece su propio Reglamento. Los grupos parlamentarios pueden presentar enmiendas al articulado y las secciones y propuestas de veto. El debate y votación de estas últimas se realizará en un Pleno previo al debate en comisión de las enmiendas al articulado y las secciones.

En caso de que se produjera cualquier modificación en el texto remitido por la Cámara Baja, o si se aprueba un veto a los Presupuestos, estos tendrían que volver al Pleno del Congreso, para que decida si mantiene o revoca los cambios o, en su caso, levanta el veto. Si no hay modificaciones, quedarían definitivamente aprobados, y listos para ser publicados en el Boletín Oficial del Estado y entrar en vigor.