El Gobierno descarta bajar el IVA de peluquerías y agricultura pese a las protestas

Evitará la introducción de la enmienda del PP para bajar el IVA a las peluquerías en los Presupuestos para aprobarlos definitivamente en el Senado y que no vuelvan al Congreso

Maria Jesús Montero y Nadia Calviño en una rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros / EFE

Maria Jesús Montero y Nadia Calviño en una rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros / EFE

Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2022 no incluirán la bajada del IVA a las peluquerías ni al sector de la agricultura, pese a las protestas de los sectores en la calle, por lo que con casi total seguridad las nuevas cuentas serán aprobadas definitivamente en el Senado y no tendrán que volver al Congreso.

Esta es la intención y la previsión del Gobierno, que maniobra en sus conversaciones con sus socios y los grupos que dieron su respaldo a los Presupuestos, como ERC, PNV o EH Bildu, para que no vuelvan a respaldar como hicieron el pasado 23 de junio una iniciativa del PP para bajar el IVA a las peluquerías.

De esta forma, el Gobierno se aseguraría que no haya modificaciones al proyecto de Presupuestos a su paso por la Cámara Alta, y evitaría así que tuviesen que volver al Congreso y habilitar un pleno el día 28, ya que cualquier modificación en las cuentas en el Senado conllevaría la obligatoriedad de que regresasen a la Cámara Baja.

Este lunes se debaten en el Senado los vetos generales y a las secciones presentados por los grupos a los Presupuestos y termina por la tarde el plazo para la presentación de enmiendas parciales, pero la vicepresidenta primera, Nadia Calviño, ha dejado claro en una entrevista en Antena 3, recogida por Economía Digital, que la postura del Gobierno es que no se introduzcan cambios.

A la espera del comité de expertos

“Todo el mundo quiere en su sector en particular que se reduzca (el IVA)”, sin embargo se ha visto como “en algunos sectores que ha bajado el IVA no han bajado los precios y uno ha permitido una mejora de la demanda”, ha apuntado Calviño, en referencia a la bajada del IVA en el cine, que no se trasladó prácticamente a una reducción de los precios de las entradas.

En este sentido, ha alejado las expectativas de una eventual bajada del IVA tanto en el sector de las peluquerías y barberías como de la agricultura, ya que considera que en el Gobierno deben seguir siendo “prudentes” y esperar al informe del comité de expertos designado para la reforma fiscal cuyas conclusiones estarán listas a finales de febrero.

Hay que esperar las recomendaciones y ver sobre esa base cómo tener un sistema fiscal lo más sólido posible. En materia de impuestos no hay soluciones milagrosas, si no se ingresa por un lado, hay que ingresar por otro“, ha dicho Calviño, avanzando una subida o al menos un mantenimiento de la presión fiscal.

Los peluqueros y agricultores protestan en la calle

Entre tanto, los profesionales de las peluquerías y las barberías han convocado una nueva protesta a las puertas del Senado para exigir la bajada del IVA del 21% al 10% en las peluquerías y los centros de estética.

Coincidiendo con el debate de las enmiendas a la totalidad, el sector protesta de nuevo para presionar a los partidos políticos a que respalden de nuevo la iniciativa del PP de bajada del IVA, aprobada el 23 de junio pero la entonces presidenta del Senado y actual ministra de Justicia, Pilar Llop, anuló la votación aludiendo motivos técnicos, lo que llevó al PP a denunciarlo en el Tribunal Constitucional.

En septiembre todos los grupos menos el PSOE volvieron a respaldar de nuevo la bajada del IVA del sector al votar a favor de una moción del PP en esa línea, por tanto de manera simbólica.

En paralelo, las organizaciones profesionales agrarias siguen protestando en la calle, cortando en algunas ciudades las carreteras, ante el aumento de los costes que también acusan las peluquerías, como el alza del precio de la electricidad o el aumento y la escasez de materias primas.

Entre otros, los agricultores también demandan una rebaja del IVA del 10% aplicable a los recursos necesarios para la producción y la revisión al alza del IVA compensatorio para los agricultores en estimación objetiva hasta el 14%, junto al control de los precios de entrada fijados con terceros países en los acuerdos preferenciales.

“España es el país más avanzado en el despliegue de los fondos”

Sobre el sector de la agricultura ha indicado que se está trabajando en el marco de la Ley de la Cadena alimentaria porque normalmente son el “eslabón más débil” de la cadena, y se trata de protegerlos en la negociación.

También ha apuntado que se está terminando esa negociación de la PAC para conseguir movilizar los recursos europeos de manera más eficaz para su adaptación al cambio climático y, en cualquier caso, ha aseverado que hay un diálogo con el campo “muy positivo” con un “constante contacto” con el ministro.

La vicepresidenta ha descartado la introducción de la enmienda para bajar el IVA a las peluquerías y ha destacado que los PGE son “muy importantes” porque permitieron el despliegue “sin precedentes” de los fondos europeos este año y alcanzar “velocidad de crucero” en 2022.

En este sentido, ha vuelvo a asegurar que España va “muy bien” en la ejecución del Plan de Recuperación, al ser el primer país que ha pedido el pago semestral, toda vez que la Comisión Europea ya ha anunciado una valoración positiva y se trabaja para que se produzca “cuanto antes” el primer desembolso de 10.000 millones, tras el primer anticipo de 9.000 millones en agosto.

Con todo, ha vuelto a afirmar que España es “el país más avanzado en el despliegue de reformas e inversiones”, y ante las críticas por los retrasos ha dicho que “hay gente que no ha tenido responsabilidades de gestión pública” y desconocen la dificultad.

Has ta la fecha se han comprometido el 60% de los fondos europeos y se han transferido más de 10.800 millones a las CCAA, por lo que se están poniendo en marcha los programas de inversión y se irán desplegando “en los próximos años” para ir llegando a la economía real en proyectos de inversión público-privada.

Más allá de los programas del Gobierno, CCAA y ayuntamientos, se ha referido a los proyectos tractores (PERTE), de los que se han lanzado ya el del vehículo eléctrico y salud de vanguardia para que el Sistema Nacional de Salud desarrolle medicina de precisión personalizada y medicamentos de futuro, a los que se sumarán otros como el del hidrógeno verde, la inteligencia artificial en español, el sector aeronáutico o el agroalimentario.