Carlos Torres y Onur Genç, presidente y consejero delegado de BBVA, en la junta de accionistas de 2019. EFE

El Santander, BBVA y BPI (Caixabank) suman otro lío en Portugal

stop

Las tres entidades españolas recurren una sanción de competencia en Portugal por el supuesto intercambio de información sensible

Madrid, 11 de septiembre de 2019 (20:02 CET)

A los problemas generados por el dictamen sobre el IRPH y la decisión del Supremo sobre los desahucios en España se unen nuevas turbulencias para el sector bancario que llegan desde Portugal. Banco Santander, BBVA y el Banco BPI  — controlado por el Caixabank —  tienen ahora en el país luso un nuevo frente por supuestamente intercambiar información sensible sobre su oferta de crédito hipotecario, al consumo y a empresa. 

Las entidades españolas han comunicado este miércoles que van a recurrir las millonarias multas impuestas por la Autoridad de Competencia (AdC) de Portugal por práctica concertada de intercambio de información comercial entre los años 2002 y 2013.

El último en recurrir la decisión ha sido el BPI, el banco luso que Caixabank controla desde 2017. En un comunicado divulgado este miércoles, la entidad manifestaba su “discordancia” con la decisión de competencia en Portugal.

El banco contestará que “el supuesto intercambio de información ocurriese en los moldes alegados en la decisión acusatoria y considera, en particular, que la información en cuestión, por su naturaleza, no podría producir efectos anticompetencia y no perjudicó, de ningún modo, los intereses de los clientes”.

Banco Santander y BBVA, también implicadas

Las otras dos entidades implicadas son Banco Santander  — asume también la multa recibida por el Popular — y BBVA. Ambas también anunciaron que van a recurrir la decisión. 

Las otras dos entidades portuguesas que forman el grupo que recurrirá la decisión de Competencia son Caixa Geral de Depósitos (CGD) y el Banco Comercial Portugués (BCP).

Todas ellas forman parte del grupo de 14 entidades multadas por la AdC con 225 millones de euros. El motivo de esta sanción es el supuesto intercambio de información sensible sobre su oferta de crédito hipotecario, al consumo y a empresas, lo que a juicio de las autoridades mermó la competencia y perjudicó a los clientes.

Estas son las cifras de las sanciones

Pese a que Competencia no detalló públicamente las sanciones impuestas a cada entidad, informaciones divulgadas por algunos de los bancos y por medios locales apuntan a que la CGD recibió la multa más elevada, de 82 millones de euros.

¿A cuánto se enfrentan los bancos españoles? El Santander acarrea una multa de 35 millones, sin contar los más los 600.000 euros del Popular; el BPI debe afrontar una multa de 30 millones y BBVA de otros 2,5 millones. 

Entre los sancionados hay multas de mayor importe, como la de BCP (60 millones) y otras menos severas, véase Deutsche Bank (350.000 euros), la Caixa de Crédito Agrícola (350.000 euros), la Unión de Créditos Inmobiliarios (150.000 euros) y el Banif (1.000 euros).

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad