El consejero delegado de Banc Sabadell, Jaume Guardiola (d), y el nuevo subdirector general, Gabriel Martínez, en una imagen de archivo de 2017. Foto: EFE/Zipi
stop

El Consejo de Administración de la entidad catalana nombra a Gabriel Martínez subdirector general

Economía Digital

El consejero delegado de Banc Sabadell, Jaume Guardiola (d), y el nuevo subdirector general, Gabriel Martínez, en una imagen de archivo de 2017. Foto: EFE/Zipi

09 de febrero de 2019 (16:50 CET)

Banc Sabadell, que actualmente tiene una sangría abierta de 3.000 millones de euros por la compra de la entidad británica TBS, anuncia un nuevo nombramiento. Gabriel Martínez, que desde noviembre de 2017 asumió la dirección del departamento de comunicación y relaciones institucionales, ha sido nombrado subdirector general del banco.

El Consejo de Administración que el Sabadell celebró el pasado 31 de enero fue el escenario en el que se acordó el ascenso de Martínez, que está vinculado a la entidad desde 1994, cuando ejerció como director de marketing e imagen corporativa, hasta que en 2008 pasó a estar al frente de comunicación externa durante nueve años, hasta 2017.

Cuando ocupó la dirección del área de comunicación, Martínez sustituyó al ex presentador de TV3 Ramon Rovira. El ahora subdirector general es licenciado en ciencias empresariales y económicas por la Universidad de Barcelona, diplomado en dirección de empresas por el IESE, y MBA por Lasalle University of Philadelphia.

Cambios en Sabadell tras los resultados de 2018

El nuevo nombramiento de Sabadell sucede en semanas algo convulsas para la entidad, que ha tenido que admitir que su apuesta en el Reino Unido por el banco TBS, en vez de ser "un paseo militar", terminó siendo "una batalla", en palabras del propio presidente del banco, Josep Oliu.

La adquisición de TBS, las pérdidas y la creación de una plataforma informática han costado casi 3.000 millones de euros al Sabadell, y esa misma situación lastró los resultados de la entidad en 2018, que provocaron una jornada negra en el IBEX al momento de su presentación, el primer viernes de febrero.

La entidad catalana terminó 2018 con una caída del resultado de más de la mitad por los infortunios de TSB. Banc Sabadell ganó 328,1 millones de euros en 2018, el 54% menos que en el año anterior, y TSB tuvo un beneficio de 568 millones, el 16,3% menos. Pese a ello, el banco asegura que los resultados de 2019 "van a ser muy diferentes".

No obstante, la entidad no ha querido avanzar cifras de sus previsiones financieras para el año en curso.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad