Alu Ibérica solicita preconcurso de acreedores ante la avalancha de embargos

El administrador judicial de Alu Ibérica pide el preconcurso para ganar tres meses en la búsqueda de una solución para las plantas de A Coruña y Avilés

Concentración trabajadores de Alu Ibérica. EFE/Cabalar

Concentración trabajadores de Alu Ibérica. EFE/Cabalar

Caos total. La administración judicial de las fábricas de Alu Ibérica en A Coruña y Avilés ha solicitado el preconcurso de acreedores ante el juez ante la cantidad de embargos y deudas que están apareciendo y teniendo en cuenta que ponen en profundo riesgo su continuidad, ha informado el comité de empresa de la planta avilesina. 

Según ha precisado el presidente del comité de empresa de la factoría asturiana, José Manuel Gómez de la Uz, la idea es minimizar el impacto de esta situación económica y poder mantener la fábrica.  El representante de los trabajadores ha declarado que, sin tener todavía mucha información de la medida, la situación de ejecuciones y embargos es muy gravosa y de no actuar se perdería la planta.  

Parar la sangría 

“De ese modo se para la situación, por lo menos durante tres meses, para buscar una viabilidad para la planta o ver lo que pasa en un futuro”, ha declarado Gómez de la Uz.  

En 2019, Alcoa vendió al fondo de inversión suizo Parter Capital las plantas que tenía en A Coruña y Avilés tras un largo proceso que arrancó a finales de 2018, cuando la multinacional estadounidense anunció su intención de cerrar ambas fábricas.      

Sin embargo, al poco tiempo Parter Capital se desprendió de las dos plantas de Alcoa, que fueron adquiridas por el Grupo Industrial Riesgo ya bajo la denominación de Alu Ibérica. El Grupo Industrial Riesgo está siendo investigado por la el Juzgado Central Número 3 de la Audiencia Nacional por su gestión, que obligó al nombramiento de un administrador judicial.