Cuenta atrás: Alcoa y la SEPI tienen tres meses para llegar a un acuerdo por San Cibrao

Alcoa y comité firman un documento por el que la compañía retomará las negociaciones de venta con el Gobierno y la plantilla suspende la huelga. El acuerdo estará en vigor hasta el 30 de abril

El acuerdo firmado entre Alcoa y comité de empresa se mantendrá en vigor hasta el 30 de abril. EFE/Eliseo Trigo

El acuerdo firmado entre Alcoa y comité de empresa se mantendrá en vigor hasta el 30 de abril. EFE/Eliseo Trigo

Arranca la cuenta atrás para la venta de la factoría de aluminio primario de Alcoa en San Cibrao. Este viernes acabaron las votaciones de la plantilla de la factoría, que ratificaron por mayoría el acuerdo alcanzado por el comité de empresa con la dirección del grupo en España. De esa forma, los trabajadores ratificaron un acuerdo por el que la parte social se compromete a suspender la huelga en vigor desde el pasado octubre y la compañía a retomar las negociaciones de venta con la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales, la SEPI, dependiente del Ministerio de Industria.

Si bien Alcoa y Gobierno ya mantuvieron, sin éxito, conversaciones tras fracasar las negociaciones entre los de Pittsburgh y Liberty, del conglomerado británico GFG, varios factores hacen pensar que, en esta nueva fase, el acuerdo puede estar más cercano. En primer lugar, porque, tras la presentación de resultados anuales de Alcoa esta semana, su consejero delegado a nivel global, Roy Harvey, se abrió a la posibilidad de la venta al Estado. En segundo lugar, porque a finales del año pasado, el grupo aluminero sufrió un revés judicial cuando el TSXG declaró nulo el ERE puesto en marcha para más de medio millar de trabajadores en A Mariña. Aunque la firma ha recurrido esta decisión, el propio Harvey explicó que sería más fácil vender con un acuerdo razonable, que esperar la resolución del conflicto judicial.

Acuerdo en vigor hasta el 30 de abril

Este viernes, una vez que los trabajadores ratificaron el levantamiento de la huelga, Alcoa emitió un comunicado en el subraya su “compromiso con el diálogo” y su “disposición a negociar de buena fe” con el Gobierno. La multinacional del aluminio reivindica haber mantenido dicha «disposición a negociar de buena fe» en «todo momento».

Después de avalar la plantilla el acuerdo en referéndum, el comité se lo ha entregado a Alcoa firmado y la dirección ha hecho lo propio con un documento que «permite explorar la venta de la planta de aluminio y suspende la huelga», señala la compañía. Estará en vigor hasta el 30 de abril de este año, lo que quiere decir que, si nada cambia, Alcoa y SEPI tienen un plazo de tres meses para llegar a un acuerdo que garantice una continuidad de futuro en A Mariña.

«Con la firma de este acuerdo, Alcoa se compromete a trabajar con el comité de empresa, el Gobierno y la Xunta para encontrar la mejor solución posible para ambas partes«, apunta.

Los puntos principales del acuerdo son la suspensión de la huelga actual y la paz social durante el periodo de vigencia del acuerdo y la negociación para la venta de la planta de aluminio de San Cibrao a la SEPI.

Ahora, en el plazo máximo de dos semanas, Alcoa enviará a la SEPI una propuesta de condiciones (termsheet) para dicha la venta, lo que supondrá el inicio del proceso de la negociación.

Además, Alcoa informará sobre la evolución de las negociaciones una vez al mes a una mesa informativa multilateral integrada por los representantes de los trabajadores, el Ministerio de Industria y la Xunta de Galicia.