La conflictividad laboral se instala en los contratistas de Inditex

La CIG convoca una huelga en Veolia, encargada del mantenimiento en la sede de Inditex, por el despido de un trabajador; se suma a las movilizaciones en Cándido Hermida y Caamaño

Los trabajadores protestan contra los despidos en Cándido Hermida / CIG

Los trabajadores protestan contra los despidos en Cándido Hermida / CIG

Una nueva protesta laboral salpica a un contratista de Inditex. La CIG ha convocado una huelga en Veolia, la empresa que se encarga del mantenimiento en la sede de la multinacional en Arteixo, por el despido de un trabajador con 12 años de antigüedad en la empresa.

Según explica el sindicato en un comunicado, Veolia achaca el despido a que el puesto que ocupaba el empleado, el mantenimiento de grupos electrógenos de emergencia, ha sido subcontratado a otra empresa, por lo que ya no prestará el servicio. La CIG pide que se reubique al trabajador en otro de los servicios de mantenimiento de Veolia, pues está formado para ello, o que sea subrogado en la nueva empresa, como sucede con otras contratas de la compañía de Amancio Ortega.

La central ha convocado un paro de 24 horas el próximo lunes que tendrá lugar delante de la sede de Inditex en Arteixo. Advierten que Veolia ha contratado recientemente a dos nuevos operarios por lo que no está ante una situación de falta de carga de trabajo que justifique el despido del empleado.

Cascada de protestas

La movilización convocada por la CIG se suma a las protestas en otros contratistas de la multinacional en la última semana, con una huelga convocada en Cándido Hermida por la negativa de la empresa a readmitir a 23 empleados despedidos. En Kimak, el antiguo grupo Caamaño, los sindicatos también celebraron una protesta este jueves por los despidos en el grupo, controlado por la empresa vasca Kider. Aunque el comité de empresa no ha hecho declaraciones, fuentes consultadas por este medio apuntan a la salida de unos 26 empleados.