Liberty amplía su planta de aluminio en Escocia mientras Alcoa y SEPI negocian

Alvance, la división de aluminio del grupo británico que pretende la planta de Alcoa en San Cibrao, comienza el periodo de consultas para ampliar un su planta en Fort William, en Escocia, por más de 100 millones de euros

Liberty amplía su planta de aluminio en Escocia mientras Alcoa y SEPI negocian

La vida sigue a la espera de conocer el futuro de la planta de aluminio primario de Alcoa en San Cibrao. Alvance, la división de aluminio de GFG Alliance, el conglomerado británico que el año pasado trató de hacerse con la factoría de A Mariña lucense, avanza en sus inversiones a la espera de conocerse el desenlace de las negociaciones que la compañía americana mantiene en estos momentos con la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). En una reciente comunicación a los medios, Alvance anuncia que comenzará la próxima semana una consulta pública para arrancar con la construcción de una nueva planta de reciclado y palanquilla de aluminio de 94 millones de libras esterlinas (108 millones de euros) en la fundición que posee en Lochaber, en Escocia. Todo esto dentro de las acciones que está desarrollando para situarse como “líder de la producción de aluminio bajo en carbono”, es decir, de aluminio verde.

Así, Alvance anuncia que se llevará a cabo un proceso de consulta pública para dar a conocer los datos del proyecto. La intención de la filial del conglomerado presidido por Sanjeev Gupta es la de que ampliar sus instalaciones en Escocia de forma que pase de 40.000 a 80.000 toneladas de aluminio anuales. Explica el grupo que, con esta ampliación, la planta producirá “barras largas y redondas de palanquilla para los sectores de la construcción británica, la edificación y el transporte, reemplazando parte de la actual dependencia de las importaciones”.

Obras hasta 2024

El grupo destaca que su intención es la de adjudicar contratos a proveedores locales, “incluidas las nuevas obras de construcción para la instalación”.

Explica Alvance que, con esta operación, se asegura el futuro a largo plazo de la fundición de aluminio de Fort William, “salvaguardando 200 puestos de trabajo locales y creando 70 nuevos puestos de alta calidad”. La intención del grupo es comenzar las obras este 2021 para tener la actuación completada en 2024.