Illa pone exigencias a las comunidades para negociar la desescalada

Sanidad exige a las comunidades que puedan instalar en cinco días entre 1,5 y 2 camas UCI por cada 10.000 habitantes para considerar sus propuestas

Pedro Sánchez anunció que habría cierta flexibilidad en el plan de desescalada del Gobierno y que podría matizarse en comisiones bilaterales con las comunidades autónomas en base a las propuestas de los ejecutivos autonómicos. Ahora, a un día de que arranque la fase 0 de la desescalada, el ministro de Sanidad, Salvador Illa, exige unos recursos sanitarios mínimos a los territorios para que sus propuestas sean tenidas en cuenta.

Sanidad pide que las comunidades tengan la capacidad para instalar en cinco días una ratio de entre 1,5 y 2 camas UCI por cada 10.000 habitantes, de manera que estén preparadas ante un posible rebrote. Illa también exige que las autonomías puedan disponer de entre 37 y 40 camas de enfermos agudos por cada 10.000 habitantes.

Son criterios de obligado cumplimiento para que se puedan valorar las propuestas de las comunidades autónomas de cara a avanzar de fase o aliviar las restricciones marcadas por el Ministerio de Sanidad, según aseguró Illa en rueda de prensa.

El 6 de mayo, límite para las propuestas de las comunidades

En la misma línea, el ministro ha recomendado que las comunidades autónomas mantengan el número de profesionales sanitarios durante la desescalada y que se refuercen los servicios de atención primaria que, a su juicio, «van a tener un papel clave».

Las comunidades autónomas podrán presentar sus propuestas para avanzar de fase hasta el 6 de mayo a las 14 horas. Si no las realizan antes de ese momento, tendrán que esperar hasta el 11 de mayo.