Radiografía a la sanidad gallega: los tiempos de espera se reducen, pero 40.000 personas están pendientes de una operación

El tiempo de espera medio para una intervención quirúrgica en la comunidad gallega es del 70,02 días

El Sergas reduce en un mes la espera por una cirugía con respecto a hace un año, pero hay 3.740 pacientes más en lista. Foto: Europa Press

El Sergas reduce en un mes la espera por una cirugía con respecto a hace un año, pero hay 3.740 pacientes más en lista. Foto: Europa Press

Los tiempos de espera medios para una operación quirúrgica se han reducido desde el año pasado, pero en la comunidad gallega más de 40.300 personas esperan por una operación. Son datos facilitados este martes por el Servizo Galego de Saúde (Sergas).

El tiempo medio de espera para una intervención quirúrgica en la sanidad gallega es de 70,2 días, a datos del 30 de junio de 2021. Suponen 30,6 días menos que los 100 registrados en la misma fecha del 2020, cuando los datos se dispararon tras la primera ola de la pandemia de la covid-19. Sin embargo, hay un total de 40.316 pacientes en lista en las siete áreas sanitarias –incluido el concierto con el Hospital Povisa de Vigo–, lo que implica que hay 3.740 personas más pendientes de una intervención que hace un año, cuando eran 36.576.

Tiempos de espera de hasta un año

De los más de 40.000 pacientes en espera estructural, 29.209 tienen que esperar entre 0 y 3 meses (13.528 más que hace un año); 8.908 personas tienen una demora de 3 a 6 meses (7.318 menos que a cierre de junio de 2020); 1.937 esperan entre 6 meses y un año (-1.482); y 262 deben aguardar más de 12 meses (+144), más del doble que en los datos de un año atrás.

Todas estas son cifras que ha publicado este martes la Consellería de Sanidade y que se han encargado de presentar en rueda de prensa el gerente del Sergas, José Flores, y el director xeral de Asistencia Sanitaria, Jorge Aboal.

¿Cuándo se regularán los tiempos de espera?

Aboal ha destacado la reducción del tiempo medio de demora, que ha sido posible gracias al «esfuerzo muy importante» realizado. No obstante, ha reconocido que todavía va a llevar «por lo menos un año o año y medio» que la media de espera para una operación se sitúe por debajo de los 60 días, tal y como ocurrió al cierre de junio tanto de 2018 como de 2019.

Por su parte, el gerente del Sergas ha subrayado que los datos a cierre de junio «son bastante mejores que el año pasado» a pesar de que se «mantiene la situación de pandemia». «Son el reflejo y el compromiso organizativo tanto del Sergas como las direcciones de los centros de las siete áreas sanitarias», dijo.

Prioridad de la intervención

El dato general de la espera media por una cirugía es de 70,2 días, en torno a dos meses. Si se observa el dato por prioridad de la intervención, los pacientes en prioridad 1 tienen una demora de 14,4 días, casi dos jornadas menos que las 16,3 de media en junio de 2020.

En la prioridad 2, a cierre del primer semestre de este 2021, la espera media era de 68,2 días, una reducción de 19,3 con respecto a los 87,5 del mismo dato de 2020. Mientras tanto, en prioridad 3, la bajada es más drástica: de 109,5 hace un año a 74,2 de la actualidad (-74,2).

Si se desglosan los datos por servicios quirúrgicos, el director xeral de Asistencia Sanitaria ha destacado la espera media estructural es menor a 60 días en seis de un total de 15 especialidades –el 40%–: angiología y cirugía vascular (49,8 días), cardíaca infantil (55,3), torácica (32,9), dermatología (45,9), oftalmología (56,5) y ginecología (50,4).

Primera consulta

En lo que respecta a la demora para acceder a una primera consulta de un especialista hospitalario, también se ha reducido el tiempo a 42,6 días. Son 23,7 menos que los 66,3 de media que figuraban en los datos de junio de 2020.

Sin embargo, de nuevo los pacientes que están en lista sufren un crecimiento interanual. Si hace un año estaban pendientes de una consulta 110.367 personas, esta cifra ha crecido hasta los 150.068 pacientes –39.701 más– que había al cierre del primer semestre de este 2021. De todos ellos, 138.639 deben aguardar entre 0 y 3 meses; 8.748 entre 3 y 6; 1.819 entre 6 y 12 meses; y 862 más de un año.

Por especialidades, las que más espera estructural tienen y, además, se sitúan por encima de la media de 42,6 días son neurocirugía (72,6) rehabilitación (65,2), traumatología (60,2), cardiología (50,4), medicina interna (46,5), oftalmología (44,4) y angiología y cirugía vascular (43,2).

Las 26 especialidades restantes se sitúan por debajo de la media de demora para una consulta y destacan especialmente radioterapia (7,1 días), oncología médica (5,7), obstetricia (5,7) y cirugía torácica (4,5).

En cuanto a las siete vías rápidas implantadas para pacientes con sospecha de cánceres con mayor incidencia –mama, colon, pulmón, próstata, vejiga, cabeza y colon, y melanoma–, el tiempo medio de espera es de 4,4 días, lo que supone una reducción de 1,5 con respecto al dato de hace un año y es la menor cifra «de la historia» del Sergas deste que se instauró este sistema.

Pruebas diagnósticas

Finalmente, en lo tocante a las listas de espera para primeras pruebas diagnósticas y terapéuticas, pasaron de una demora de 112,3 días a 30 de junio de 2020 a los 72,5 de la misma fecha de este año –una reducción de 39,8–.

De hecho, todos los tipos de pruebas redujeron su demora. En detalle, para radiología hay una espera media de 66,3 días (-41,1 con respecto a hace un año), para medicina nuclear son 18,7 días (-46,6), las endoscopias 117,5 (-31,3), electrofisiología 78,9 (-19,1) y los estudios 72,7 (-47,9).

En total, las pruebas que a día 30 de junio quedaron pendientes son 94.693, un aumento de 3.090 con respecto a las que había hace justo un año. Por tipología, la lista aumentó en radiología, con 72.435 pruebas en cola (+1.933); en electrofisiología, con 7.028 (+2.113); en los estudios, con 5.562 (+87); y en medicina nuclear, con 304 (+26). Tan solo se redujeron las endoscopias pendientes, que son 9.366 (-1.082).

Decreto de garantías de tiempos máximos

Los responsables del Sergas también han destacado los datos de las personas que se acogieron en el primer semestre del 2020 al decreto de garantías de tiempos máximos. «Si el servicio público no consigue en ese tiempo resolver el problema, la persona puede elegir resolverlo en cualquier otro hospital público, concertado o privado«, ha explicado Jorge Aboal.

De acuerdo con cifras del Sergas, este año se han acogido a este decreto 22.708 pacientes, que hacen elevarse a 151.175 las personas beneficiadas desde que esta solución entró en vigor en enero de 2018. El director xeral de Asistencia Sanitaria ha afirmado que «ninguna de estas personas ha sido derivada».

Atención primaria

Por otra parte, en lo que respecta a las listas de espera en Atención Primaria, Aboal ha asegurado que la Consellería está «preocupada» por este tema y que por ello trabajan «a diario» para reducirlas.

En este contexto, ha detallado que más del 84% de los cupos tienen «una demora inferior a cuatro días» y el 93% se atienden en «menos de una semana», algo «bastante razonable» en el actual contexto de pandemia.