Las aerolíneas estudian el ‘pasaporte de vacunación’ para vuelos internacionales

Los avances de las vacunas se perfilan como la luz al final del túnel para las aerolíneas, que esperan reactivar el ritmo de vuelos en 2021

Un viajero a su llegada al aeropuerto de El Prat de Barcelona el 23 de noviembre de 2020, el primer día en que los turistas estaban obligados a presentar una prueba PCR negativa de coronavirus para entrar a España | EFE/AG

Las noticias que se suceden sobre las vacunas de coronavirus tienen un efecto casi balsámico no solo en materia de salud pública. Diversos sectores económicos miran con atención los avances científicos para frenar la pandemia, previendo que serán fundamentales para recuperar la actividad tras la caída aparatosa de 2020. Y el sector del transporte aéreo es uno de los que más atento está.

Varias aerolíneas ya han informado de que estudian una suerte de “pasaporte de vacunación” para reactivar el ritmo de vuelos internacionales en 2021. La australiana Qantas ha adelantado que, cuando una vacuna esté ampliamente disponible, previsiblemente requerirá que los pasajeros la usen antes de que puedan viajar al extranjero o aterrizar en Australia.

El consejero delegado de Qantas, Alan Joyce, ha dicho que la aerolínea prevé cambiar los términos y condiciones de sus vuelos “para decirle a los viajeros internacionales que les pediremos que se vacunen antes de subir al avión”. Joyce también ha afirmado que se ha contactado con otros empresarios del sector para poner en marcha el “pasaporte de vacunación”.

Qantas ve como “una necesidad” esta medida, pero reconoce que es una misión complicada. Lo difícil, según ha dicho Joyce a la televisión australiana, será encontrar un mecanismo para verificar electrónicamente que los viajeros tienen la vacuna necesaria para aterrizar en el destino. La aerolínea está trabajando en un sistema que pueda dar garantías en este sentido.

Por primera vez los A380 realizan una ruta sin escalas entre Australia y Europa. Foto: Qantas
Un vuelo de Qantas realizando una ruta sin escalas entre Australia y Europa | Qantas/Archivo

Vacuna de Covid-19 antes de volar

Los países de Asia y el Pacífico están decididos a no dejar que se evaporen los logros alcanzados contra la Covid-19, informa Associated Press. La agencia pone como ejemplo de aerolíneas que ven la luz al final del túnel con las vacunas tanto a Qantas como a Korean Air y Air New Zealand.

La principal aerolínea surcoreana ha avisado que es muy probable que las compañías del sector pidan a los viajeros que se vacunen. La portavoz de Korean Air, Jill Chung, dijo este martes que esto es así porque los gobiernos previsiblemente requerirán vacunaciones como condición para levantar las exigencias de cuarentenas a los viajeros internacionales.

Esto no es algo que las aerolíneas puedan decidir de forma independiente“, ha explicado Chung. Korean Air esta estudiando, al igual que Qantas, una revisión de sus términos y condiciones, pero la aerolínea ha matizado que cualquier cambio final será el resultado de una negociación con las autoridades de los países.

Air New Zealand ha señalado en un comunicado que, “en última instancia, depende de los gobiernos determinar cuándo y cómo es seguro reabrir las fronteras”, señalando que la aerolínea trabaja estrechamente con las autoridades en ese sentido.

Los países de las mencionadas aerolíneas —Australia, Corea del Sur y Nueva Zelanda— son vistos como ejemplos de la gestión de la pandemia, en gran parte porque sus medidas de contención han tenido como una prioridad el evitar el ingreso a sus territorios de viajeros contagiados de coronavirus.

Otras aerolíneas de otros mercados, como Etihad Airlines, creen que un “pasaporte de vacunación” puede resucitar al sector, mientras que empresas como Easyjet, IAG, Virgin Atlantic y Ryanair de momento han pasado de puntillas sobre el tema.

Un pasajero espera para someterse a un test de coronavirus en el aeropuerto de Fiumicino, en Roma. EFE/EPA/Redazione Telenew
Un pasajero espera para someterse a un test de coronavirus en el aeropuerto de Fiumicino, en Roma. EFE/EPA/Redazione Telenew

IATA ve muy probable el ‘pasaporte de vacunación’

La Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés) también ve posible la exigencia de vacunación. “Es una posibilidad realmente fuerte” que los países comiencen a demandar pruebas del estado de salud de los viajeros, ha dicho el consejero médico de IATA, David Powell, en declaraciones recogidas por Financial Times

“Poder tener información verificable sobre el estado de salud de los pasajeros, creo que va a ser crítico”, ha añadido Powell este lunes. Su previsión es que esto sea más inmediato en países con baja incidencia de Covid-19, como por ejemplo los anteriormente mencionados.

IATA, además, ha anunciado que está desarrollando un “pase de salud” con IAG, la matriz de Iberia y British Airways. Pero la industria del transporte aéreo no prevé que haya una vacuna disponible masivamente hasta mediados de 2021, por lo que los ejecutivos de momento priorizan las pruebas en los aeropuertos, como ha empezado a hacer España esta semana.

El lobby Airlines for Europe ha señalado que es “muy probable” que se necesiten estándares internacionales para certificar las vacunas, pero que el sector de las aerolíneas “no puede permitirse esperar tanto tiempo”.

“En esta etapa, nuestra principal prioridad es la adopción de un protocolo de prueba común y el reconocimiento de estándares y medidas de prueba para viajar tanto en Europa como en todo el mundo”, añadió el grupo de presión.

Un pasajero muestra su 'CommonPass' a su llegada desde Londres a Nueva York, en octubre de 2020. Este 'pase de salud' es desarrollado por el Foro Económico Mundial y The Commons Project | FEM
Un pasajero muestra su ‘CommonPass’ a su llegada desde Londres a Nueva York, en octubre de 2020. Este ‘pase de salud’ es desarrollado por el Foro Económico Mundial y The Commons Project | FEM

La apuesta del Foro Económico Mundial

El Foro Económico Mundial (FEM) colabora con la ONG The Commons Project para crear el llamado CommonPass, un ‘pase de salud’ estandarizado para informar del status de Covid-19 de cara a vuelos y otros desplazamientos internacionales en tiempos de pandemia.

El pase permitiría a los viajeros documentar de forma segura y presentar en aeropuertos o fronteras su prueba negativa de coronavirus o, dentro de unos meses, la confirmación de su vacunación. CommonPass es “una plataforma neutral” que pretende generar confianza en la información de salud, a la vez que cuida la intimidad de los viajeros, de forma que haya un estándar internacional en este sentido.

El FEM hizo las primeras pruebas del CommonPass a finales de octubre en un viaje de United Airlines de Londres a Nueva York. Viajeros voluntarios mostraron su ‘pase de salud’ desde sus móviles antes del despegue, y los oficiales de migración en EEUU observaron sus datos tras el aterrizaje.

“Sin la capacidad de confiar en las pruebas de Covid-19, y eventualmente en los registros de las vacunas, muchos países se sentirán obligados a mantener prohibiciones de viaje y cuarentenas obligatorias mientras persista la pandemia. Con datos de salud confiables, los países pueden implementar requisitos de detección de salud más matizados”, ha explicado The Commons Project.