stop

El iPhone que podría salir a la luz en septiembre, que se estrenará con una producción reducida, limita las opciones para colorear su aspecto externo

Economía Digital

Apple reducirá el número de colores de su nuevo iPhone. Establecimiento de Apple, en una imagen de archivo.

Barcelona, 09 de agosto de 2017 (20:00 CET)

A medida que el verano avanza también se acerca la temporada de grandes presentaciones en el mundo tecnológico. Como cada año, la del nuevo iPhone es una de las más esperadas y, por tanto, una de las que más rumores genera. En los últimos meses numerosos medios especulaban sobre la posibilidad de que el estreno del nuevo terminal (iPhone 8) no llegase hasta octubre o noviembre, dejando para septiembre las nuevas versiones del iPhone 7 (7S y 7S Plus).

El analista Ming-Chi Kuo, de KGI Securities, uno de los expertos más fiables sobre las novedades de Apple, descarta en su último informe que la casa de la manzana mordida vaya a realizar dos eventos por separado. Según recoge Appleinsider, Kuo sostiene que la compañía presentará en la misma fecha los tres terminales, aunque el nuevo hijo de la saga saldrá al mercado en esas fechas con un número “extremadamente corto” de teléfonos en las tiendas. La producción del iPhone 8 irá eso sí en aumento durante las siguientes semanas, hasta alcanzar un total de entre 45 y 50 millones de aparatos al cierre de este año.

Entre las novedades filtradas por Kuo destaca que Apple, aparentemente, reducirá el número de colores disponibles para su nuevo teléfono estrella. Así, el iPhone 8 estará disponible sólo en negro, plata y oro; frente a los seis disponibles actualmente para el iPhone 7 y 7 Plus (negro brillante, negro mate, plata, oro, oro rosa y rojo).

Uno de los puntos más esperados y rompedores del nuevo teléfono es la pantalla tipo OLED que incrementará la resolución, ya de por sí elevada, del 7 Plus. Otra novedad parece que será la tecnología de reconocimiento facial, en substitución de la identificación táctil hasta ahora disponible. Estas y otras incorporaciones podrían llevar, según numerosos voces, el precio del terminal por encima de los mil dólares.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad