Embotelladora de aceite de oliva. EFE/Rafa Alcaide

El aceite de oliva sufre por culpa de los precios (suban o bajen)

stop

La volatilidad de los precios del aceite de oliva preocupa al sector pese al pronóstico de récord de las exportaciones en 2019

Madrid, 06 de abril de 2019 (04:55 CET)

Si hay un producto que caracteriza a España, e impulsa su comercio internacional, ese es el aceite de oliva. El conocido como oro líquido es uno de los alimentos que tira de las exportaciones, pero tiene sus propios nubarrones. Y es que hay un tema en especial al que el sector teme: el precio.

Este es muy variable y afecta con fuerza tanto a las exportaciones como al consumo interno. Así, mientras que el año pasado los precios subieron y cayeron las exportaciones, este año han descendido y se pronostica récord de comercio exterior. Esto tampoco parece beneficiar al sector ya que los productores de aceite reciben ahora un euro menos por litro que hace un año.

En 2018 las exportaciones de aceites y grasas -que engloba todas las variedades de este producto- cayeron el 13,3% frente a lo enviado al exterior el año previo, hasta los 4.252,5 millones de euros. Según Rafael Pico, director general de la Asociación Española de la Industria y Comercio Exportador De Aceite de Oliva (Asoliva), la caída de las exportaciones “tiene dos lecturas”.

Exportaciones aceite

Evolución de las exportaciones e importaciones del aceite. Elaboración propia. Fuente: Ministerio de Comercio

“Por una parte los precios en España estaban más altos que en otros países exportadores como Túnez, Turquía o Marruecos y por otra, estos países aumentaron su producción”, explica. Es decir, Pico asegura que el mercado en el que perdió cuota España en 2018 fue el de distribución a granel.

"El mercado de granel del aceite es un mercado totalmente de precio, no hay distinción de las marcas", aclara. Así, según los datos de Asoliva -que engloba el 50% del mercado de granel y el 95% de marca- las exportaciones cayeron el 3% en granel entre sus socios en 2018, mientras que en los envasados de marca creció el 5%. “La marca España no está en los graneles, está en los envasados”, recuerda.

La Comisión Europea calcula que España exportará el 75% de aceite de oliva de la UE en 2019

Para 2019, sin embargo, la realidad es la opuesta: el precio del aceite no deja de caer, España espera un récord de producción de 1,7 millones de toneladas (el 38% más) y los países competidores han reducido sus ofertas por la menor cosecha.

De hecho, la producción de aceite de oliva de Italia está a mínimos históricos y ha caído el 59% respecto a la campaña anterior y Grecia y Portugal también rebajan sus expectativas de exportación en un 42% y 20%, respectivamente.

Por ello, se prevé que las exportaciones españolas se disparen este año. Según la Comisión Europea esto supone que España exportará el 75% de aceite de oliva de la UE en 2019. Sin embargo, las variaciones del precio, que parece serán positivas para las exportaciones, traen de cabeza al sector, que busca una solución para aumentar los precios.

Evolución del precio del aceite de oliva. Fuente: Ministerio de Agricultura

Evolución del precio del aceite de oliva. Fuente: Ministerio de Agricultura

El problema, según la organización agraria COAG, son los precios en origen del aceite de oliva, que caen hasta el 30%. “Los precios en España se encuentran por debajo de los umbrales de rentabilidad y hacemos un llamamiento al sector y a la venta ordinaria de aceite por las cooperativas, para que no se venda a precios por debajo de la rentabilidad”, defienden.

La organización agraria señala que la reducción de producción de aceite de oliva en el resto del mundo, debido a la vecería del olivar y a los temporales, "no ha repercutido hasta el momento en una subida de precios en España".

Por ejemplo, el aceite virgen extra cae de los 3,7 euros por kilo a 2,5 euros y el virgen de 3,4 euros a 2,2. Así, lo que ingresan, aseguran, los precios no llegan ni siquiera a cubrir los costes de producción.

Reuniones con el Ministerio

Por ello, el sector ha tenido reuniones con ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para examinar la evolución de los precios de esta campaña para el aceite de oliva que, según el propio ministerio, está caracterizada por "el descenso de las cotizaciones con respecto a la campaña pasada".

El pasado marzo la mesa sectorial de aceite de oliva se reunió con el secretario general de Agricultura y Alimentación, Fernando Miranda, que describió las medidas disponibles para impulsar el precio.

Entre ellas está el almacenamiento privado del aceite de oliva (que corresponde activar a la Comisión Europea y permitiría frenar la oferta de aceite y por tanto que suban los precios) o la autorregulación del sector con medidas que permitan recuperar los precios.

Por su parte, el ministro de Agricultura, Luis Planas, prevé que los precios del aceite de oliva suban en las próximas semanas, tras realizar un análisis del sector. Además, defiende que el Gobierno está dispuesto a adoptar "todas las medidas necesarias que estén en su mano".

De momento, el precio del aceite parece que puede recuperarse levemente pero no por las medidas del Gobierno, sino por la falta de lluvia de la última semana que parece que va a cambiar de nuevo.

Hemeroteca

Finanzas personales
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad