Alu Ibérica: los sindicatos anuncian un mes de protestas contra su “brutalidad”

CC OO, UGT y CIG anuncian más movilizaciones y una "gran manifestación en A Coruña" el 27 de marzo contra los despidos en la compañía

Imagen de archivo de protestas en Alu Ibérica

Imagen de archivo de protestas en Alu Ibérica

Los sindicatos anuncian una nueva campaña de movilizaciones en Alu Ibérica. Los secretarios xerais de CC OO y UGT en Galicia, Ramón Sarmiento y José Antonio Gómez, respectivamente, y el máximo responsable de la CIG, Paulo Carril, han acusado a Alu Ibérica de «aplastar» derechos de los trabajadores y han establecido una hoja de ruta con diferentes protestas que terminará el 27 de marzo con una “gran manifestación en A Coruña”.

Los representantes sindicales han realizado este anuncio en una  concentración celebrada ante el edificio de la antigua Audiencia Provincial de A Coruña, coincidiendo con el juicio por vulneración de derechos sindicales en la huelga que los trabajadores iniciaron el pasado 26 de diciembre tras el despido de una compañera y que posteriormente se saldó con el despido de cuatro representantes sindicales, uno de ellos el presidente del comité de empresa, Juan Carlos López Corbacho.

El secretario xeral de CC OO en Galicia, Ramón Sarmiento, ha señalado que este es «uno de los primeros juicios» ante lo que ha calificado como «periplo de brutalidad» por parte de Alu Ibérica «con los trabajadores y el comité». «Acudir a la Justicia es el último recurso, pero aquí se está produciendo uno de esos procesos que pretende aplastar la respuesta social, pisar la cabeza a la movilización obrera», al tiempo que ha criticado “las falsas promesas” tanto del Gobierno central como de la Xunta.

Los sindicatos piden intervenir la planta

En la misma línea, el secretario xeral de la CIG, Paulo Carril ha indicado que las protestas buscan «exigir una solución industrial» a la fábrica. En este sentido, ha denunciado la «inacción» del Gobierno, al que ha acusado de «permitir que la empresa actúe con esta brutalidad, utilizando la represión como camino para callar a aquellos que hacen valer ese compromiso incumplido por parte de las administraciones», ha dicho antes de demandar también intervención pública de la planta.

José Antonio Gómez (UGT) ha advertido que «quien ataca a los representantes de los trabajadores, ataca al conjunto de los trabajadores», ha aseverado sobre los despidos. Como los demás, ha exigido al Ministerio de Industria y a la Xunta «que cumplan los compromisos», en referencia a los estipulados en el proceso de venta.

Asimismo, ha denunciado que el Grupo Riesgo, actual propietario, «no invirtió en producción, ni en procesos industriales, todos los compromisos de venta no se están cumpliendo», ha incidido el dirigente de UGT, quien ha pedido convocar de nuevo el comité de seguimiento de esa venta, «ya que desde el 25 de junio no se convoca».