Castellano, de compra en compra: su socimi Millenium se hace con un nuevo hotel en Madrid

Millenium Hospitality Real Estate ha adquirido el Hotel Iberostar Las Letras Gran Vía de Madrid por un importe superior a los 70 millones de euros y ya roza los 550 millones de valoración con su cartera de 12 activos

José María Castellano / EFE

José María Castellano suma y sigue. La socimi Millenium Hospitality Real Estate, en la que se encuentra presente tanto de consejero como de accionista significativo (controla un 3,7%) ha adquirido el Hotel Iberostar Las Letras Gran Vía de Madrid.

La empresa, que cotiza en el BME Growth (el antiguo MAB) ha desembolsado 70 millones de euros (más los costes de transacción) en una operación que se ha llevado a cabo con fondos propios. Mediante este movimiento, Millenium toma el control de un hotel de 109 habitaciones, que está ubicado cerca de la confluencia de las calles madrileñas de Gran Vía y Alcalá, donde además se encuentran algunos de los hoteles de lujo internacional más importantes, según ha señalado la compañía.

Los planes de Millenium

Con esta nueva adquisición, la socimi de José María Castellano suma ya un total de 12 activos con un valor aproximado de 550 millones de euros. Entre los planes a corto plazo de la compañía se encuentran incorporarse al Mercado Continuo, con el objetivo de mejorar la liquidez y visibilidad del valor en Bolsa.

En los próximos meses, Millenium tiene previsto añadir a su cartera nuevos activos con el objetivo de completar las inversiones previstas tras el segundo desembolso de la ampliación de capital realizada el pasado mayo.

Antes de que finalice 2022, la compañía prevé inaugurar el hotel JW Marriot, ubicado en Plaza de Canalejas de Madrid, al que le seguirán en 2023, el hotel Nobu San Sebastián, el hotel que se ubicará en el recientemente adquirido inmueble de la calle Zorrilla 19 de Madrid y el Hotel Plaza San Francisco de Sevilla.

Asimismo, pretende culminar el proceso de inversión, que se inició con la ampliación de capital de julio 2021 y con el que pretende alcanzar un valor de cartera en el corto-medio plazo cercano a los 1.000 millones de euros. Para ello, cuenta con un pipeline de aproximadamente 500 millones de euros.