BBVA y el Sabadell tendrán que recortar por arriba: uno de cada seis empleados es un alto mando

stop

La veteranía de los empleados y el exceso de jefes en las dos entidades podría pesar a la hora de reestructurar la plantilla

Carlos Torres, presidente del BBVA

20 de noviembre de 2020 (06:55 CET)

BBVA y el Banc Sabadell estudian desde hace varios días una posible fusión. Como se ha venido contando estos días, las dos entidades tendrán que examinar con lupa todos los pros y las contras que deben afrontar antes de que se culmine una nueva alianza.

En plena reestructuración bancaria, uno de los temas más sensibles es el de cierres de sucursales y el exceso de empleados. Durante los últimos meses las entidades bancarias han comenzado varios procesos de reajuste, entre ellos el Sabadell, que mantiene abierto (aunque se suspendió el martes) un proceso de prejubilaciones voluntarias en pleno estudio de fusión con el banco azul. 

La entidad de origen catalán planea acometer unas salidas pactadas de empleados de entre 1.500 y 2.000 personas, de los 24.450 que conforman su plantilla. Por su parte, BBVA, frente a otros bancos españoles, no ha realizado en los últimos años ningún ERE, propiamente dicho, sino que ha ido reduciendo de manera paulatina el tamaño humano. Este mismo 2020, según figura en las cuentas de la empresa, han salido 750 trabajadores en España y un total cercano a los 2.000 en todos sus mercados.

Alto número de directivos

Entre recortes de plantilla, la nueva hipotética entidad tendrá que pensar por dónde deberá comenzar su reestructuración del personal puesto que, según datos recopilados de sus informes no financieros, BBVA y el Sabadell tiene una alta concentración de directivos y de altos mandos.

En concreto, uno de cada seis empleados del nuevo banco sería un directivo o con un puesto superior. De los más de 54.000 trabajadores que llegaría a tener el nuevo grupo bancario, más de 7.800 ocuparían un despacho. Una cifra, que parece inasumible.

BBVA cobrará 2 euros a los clientes que saquen dinero por ventanilla

Según consta en las cuentas del Sabadell, los altos directivos en la entidad de origen catalán ascienden a 679 mientras que BBVA sobrepasa ampliamente el millar con 1.167 personas de este rango. Las cifras aumentan en el nivel inmediatamente inferior puesto que Sabadell posee en sus filas a 3.748 mandos intermedios y BBVA cuenta con algo más de 2.100.

Una plantilla envejecida

Los altos cargos también están asociados a veteranía y a una larga trayectoria en la empresa. Tanto BBVA como el Banc Sabadell también tienen una plantilla muy experimentada. De acuerdo con los datos de ambas entidades, los mayores de 45 años representan el 32% de la plantilla en el banco catalán, mientras que la compañía dirigida por Carlos Torres Vila eleva sus cifras hasta el 37,9%.

Fuentes del sector explican a este medio que la avanzada edad de la plantilla será fundamental a la hora de negociar posibles despidos. “Los trabajadores de la banca son muy veteranos y están acogidos a convenios inverosímiles a los que se firman ahora. Si se da la fusión, la nueva entidad tendrá que remangarse la camisa para no tener que excederse en sus costes”, apuntan.

Costes por empleado

De hecho, un informe de Barclays revela que el coste de reestructuración por empleado en el caso de BBVA se situaría en unos 120.703 euros, un 14% por encima del coste que se asumiría por empleado en el caso del Sabadell, que ascendería a 105.874 euros.

Curiosamente, esto sería así a pesar de que, según los datos recogidos por los analistas, el salario medio anual de los empleados de Sabadell es de 73.190 euros, superior a los 70.638 euros calculados en el caso de BBVA. 

Hemeroteca

Banc Sabadell BBVA
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad