stop

Caixabank, Gas Natural, el Sabadell… Una decena de grandes empresas dejan Cataluña en cuatro días fatídicos, y otras tantas se lo están pensando

Barcelona, 07 de octubre de 2017 (04:55 CET)

Inseguridad jurídica, miedo a un boicot, precaución… Son varios los motivos que han empujado a una decena de grandes empresas a dejar Cataluña en los últimos días. La semana que siguió al referéndum del 1-O ha dejado a Cataluña sin sus dos grandes bancos y su mayor empresa de servicios. Otras empresas emblemáticas, como las grandes del cava, se lo están pensando. Este es el balance hasta ahora de las grandes compañías que han dejado la región en los últimos días huyendo del independentismo.

Se van

CAIXABANK. El mayor banco catalán tomó la decisión el viernes, tras la aprobación, por parte del Gobierno, de lo que ya se ha llamado “decreto Caixabank”. Éste permite el cambio de sede sin pasar por junta de accionistas, con lo que se puede hacer en 24 horas. Contra todo pronóstico, eligió Valencia, donde tiene las oficinas del absorbido Banco de Valencia. La entidad justificó la decisión porque “la prioridad de toda entidad financiera es la protección de sus clientes, accionistas y empleados”, y añadió que tiene “el objetivo de salvaguardar plenamente la seguridad jurídica y regulatoria consustancial al ejercicio de su actividad”. Caixabank vale en bolsa casi 25.000 millones.

GAS NATURAL. La compañía que preside Isidro Fainé aprobó el viernes su traslado a Madrid, donde tiene su mayor centro corporativo después de Barcelona. En su caso especificó que es una medida temporal. En el comunicado a la CNMV, la compañía explicó que toma la decisión “ante los sucesos sociales y políticos que están ocurriendo en las últimas semanas en Cataluña y debido a la inseguridad jurídica que ello provoca”. El cambio de sede a Madrid se mantendrá “en tanto se mantenga esta situación”. El valor en bolsa de la compañía son unos 18.000 millones.

BANC SABADELL. El banco presidido por Josep Oliu fue la primera IBEX en dar el paso, este jueves, y eligió Alicante. Como en el caso de Caixabank, eligió la sede de una de las entidades que compró durante la crisis: la CAM. Es su segundo mercado, pero además, evita abrir una brecha mayor con sus clientes catalanes si se va a Madrid. Además de mantener la seguridad jurídica, el Sabadell también logró cortar la sangría de la caída en bolsa entre el lunes y el miércoles. La capitalización del Sabadell es de 9.300 millones.

BANCO MEDIOLANUM. La junta de Banco Mediolanum decidió el viernes su traslado a Valencia. La filial del italiano Grupo Bancario Mediolanum adoptó la decisión "como medida para garantizar los intereses de sus clientes, mantener la máxima normalidad y asegurar un marco estable para el desarrollo de su actividad, siempre en el ámbito de supervisión del Banco Central Europeo".

Con la el adiós de Caixabank, Gas Natural y el Sabadell, Cataluña pierde a tres gigantes empresariales

DOGI. La textil de la familia Domènech anunció el jueves la marcha a Madrid para “optimizar sus operaciones y la relación con sus inversores". El mercado premió con una subida del 6,9% la fuga del líder europeo en la fabricación de tejido elástico de alto valor añadido para los segmentos de gama alta de moda íntima y baño. Vale en bolsa 260 millones.

ORYZON GENOMICS. Esta biotecnológica con sede hasta ahora en Cornellà de Llobregat fue la primera cotizada en hacer las maletas esta semana. Fue el martes por la tarde, hacia Madrid, “con el fin de optimizar sus operaciones y la relación con sus inversores”. El anuncio le valió dispararse en bolsa, donde vale 65 millones.

SERVICE POINT. La compañía de reprografía tomó la decisión este viernes, en dirección a Madrid, y se disparó el 17% en bolsa, hasta los 63 millones de euros.

EURONA. La operadora de telecomunicaciones también eligió Madrid, aunque lo desvinculó de cuestiones políticas y adujo motivos operativos, puesto que compró varias empresas madrileñas el año pasado. Su valor en el MAB son 51 millones.

ARQUIA BANCA, la cooperativa de crédito de los colegios de arquitectos se traslada a Madrid. PROCLINIC EXPERT, de material odontológico, eligió Zaragoza.

Se lo están pensando

SEAT. La filial de Volkswagen contempla una salida de Cataluña a Madrid si hay una declaración de independencia. La marcha está planteada e incluso se ha dado a conocer a varios ejecutivos, pero tiene que pasar por consejo. “Como cualquier empresa, necesitamos un entorno político estable que nos permita seguir invirtiendo para generar crecimiento y empleo”, señala. La fábrica seguirá seguro en Martorell (Barcelona).

CATALANA OCCIDENTE. El grupo asegurador envió el jueves a primera hora un comunicado interno a su plantilla en el que asegura que tomará “todas las medidas necesarias para garantizar que su actividad pueda desarrollarse con normalidad, en un marco estable y en un entorno de seguridad jurídica y económica". Por ahora, no obstante, se mantiene a la expectativa. Su valor en bolsa es de 4.000 millones.

Freixenet y Codorníu tienen miedo a que se reproduzca un boicot al cava como el de hace una década

FREIXENET. José Luis Bonet, presidente del mayor vendedor de cava, propondrá la salida de la compañía en el consejo de administración. Los Ferrer y los Hevia, las otras dos ramas de una familia dividida por la gestión, serán los encargados de tomar la decisión. “La independencia sería un despropósito y una verdadera catástrofe”, asegura Bonet. Como nuevo destino aparecen las bodegas que el grupo tiene en Burgos, La Rioja, Galicia o Valencia.

CODORNÍU. A la empresa de la familia Raventós siempre se la ha vinculado erróneamente con el independentismo. Los dueños que comparten apellidos con la propiedad de Unipost –que colaboró con el referéndum del 1-O– aseguran que se plantean “un cambio de sede social” en caso de DUI por “responsabilidad empresarial”. En ambos casos está la sombra del boicot al cava de hace una década.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad