Las razones que explican por qué es mejor adelantar las compras navideñas por la crisis de suministro

La crisis de la cadena de suministro ha disparado la inflación y ahora adelantar las compras de Navidad puede hacer que ahorres bastante dinero

Un vecino de Barcelona se dirige a realizar sus compras por el centro de la ciudad. EFE/Enric Fontcuberta/Archivo

La crisis de la Covid-19 generó el mayor ahorro de las familias en mucho tiempo. Sin embargo, con la caída de la producción y el posterior despegue de la demanda, se han generado cuellos de botella en la cadena de suministros que ha disparado la inflación a los niveles más altos en décadas

Es una situación que afecta desde el punto de vista del ahorro. Los cuellos de botella de las cadenas de suministro y la falta de empleados para entregar los bienes, han generado una escasez que, también, repercute en los precios. Aparatos electrónicos, juguetes, y un largo etcétera pueden sufrir retrasos en las entregas. 

Un informe de RBC Capital Markets y Orbital Insight que analiza los 22 puertos más importantes del mundo constata que el 77% de ellos ha soportado tiempos de espera superiores a la media este año. Y esto afecta desde ya a los precios de muchos artículos que vayas a querer comprar.

Esta es la razón por la que muchos se están planteando adelantar las compras de Navidad ya. Abastecerse ahora para ahorrar tiempo, dinero, y tener unas finanzas personales estables. De esa manera, será mejor seguir el presupuesto que te has planteado para no tener ningún tipo de problema a futuro. 

Los expertos en planificación financiera recomiendan siempre ahorrar durante todo el año para que los gastos de esta temporada no supongan un gran desembolso y que tengas que tirar del fondo de emergencia. Sin embargo, al margen de que las compras de la campaña navideña siempre se deben planificar con tiempo, en este año aún con más motivos por esta situación que envuelve al planeta y que pude disparar el gasto de manera ostensible

Un ejemplo de la subida de precios: un frigorífico combi básico, si antes costaba 350 euros, ahora cuesta 425 euros

Los costes de todos los productos se han disparado por culpa del transporte de contenedores, por lo que estamos ante un doble problema: de falta de suministro y de incremento de precios. Un ejemplo de la subida de precios: un frigorífico combi básico, si antes costaba 350 euros, ahora cuesta 425 euros.

Los juguetes son hasta un 20% más caros esta Navidad por la crisis de suministro./ EFE

Un informe de S&P Global Market Intelligence sostiene que los proveedores y los transportistas han estado desbordados en estos meses, pero la situación se agrava sobre todo en EEUU y Europa porque sus niveles de inventario “siguen siendo los más bajos de la historia”, incluso con casos de agotamiento de productos, un lastre que viene de los peores meses de los confinamientos y el cese de las actividades comerciales.

Por eso, en cualquier caso, una opción para evitar sorpresas adelantar parte de las compras de alimentación a finales de noviembre o principios de diciembre, además de los regalos.

La planificación para sortear los grandes gastos

Lo primero que se debe hacer es una planificación óptima. Has de tener bien mirado a qué personas quieres regalar y distribuir la parte del presupuesto que corresponda a cada uno de ellos. 

Bajo ese presupuesto, debes empezar a asignar los posibles regalos con el fin de elaborar una lista de compras que en la medida de lo posible no se salga de lo presupuestado

Evidentemente, es posible que no sepas qué regalar a muchas personas o que sus gustos o deseos cambien, principalmente en los más pequeños. Así, deja ese pequeño margen de maniobra en cuanto a qué regalo vas a comprar, pero trata de destinar el dinero que corresponda y no te pases.

Qué se debe tener en cuenta para comprar a precios más bajos

No todos los productos son susceptibles de una compra tan anticipada. Por ejemplo, debes tener en cuenta la posibilidad de devolución del mismo, algo especialmente relevante en la ropa, el regalo que más se cambia. 

Más allá de los 14 días que, como mínimo, que hay de plazo legal de desistimiento (renuncia a la compra y devolución de la misma), cada establecimiento tiene unas normas que debemos conocer para evitar problemas futuros. Si la devolución tiene un plazo corto, por ejemplo, un mes, anticipar la compra más allá de este período de tiempo puede ser un riesgo importante. 

Si la devolución tiene un plazo corto anticipar la compra puede ser un riesgo

Teniendo en cuenta estas limitaciones, se puede conseguir un ahorro relevante con algunas recomendaciones. Por ejemplo, comparar entre distintos establecimientos. Busca online y compra offline; esta tendencia conocida por sus siglas anglosajonas como ROPO, ha cambiado buena parte de los hábitos de los compradores y de la forma de presentar los productos por las tiendas, abriéndonos a los consumidores todo un abanico de posibilidades en muchos productos. 

La otra tendencia, el showrooming, está basada justamente en lo contrario, buscar offline y comprar online, que se aplica especialmente en productos de moda. En este caso, has de dirigirte a un establecimiento con el fin de ver y probar un producto, y después buscar la tienda online, ya esté cerca o lejos de nuestra localidad, para adquirirlo a menor precio.

También está la opción de poder comprar en el extranjero. Ya sea porque busques productos diferentes o quieras aprovechar mejores precios o tipos de cambio de divisa favorable, cada vez se puede comprar más cosas online en fuera de las fronteras españolas. 

Eso sí, en algunas ocasiones, los envíos pueden ser bastante lentos, especialmente conforme nos vayamos acercando a Navidad, donde los retrasos de envío se multiplican por la acumulación de pedidos. Por todo ello, si quieres comprar más barato fuera de España, compra con toda la antelación que puedas.

En este sentido, otro de los consejos es evitar compras compulsivas de última hora. Dejar esto para el final se traduce en vaciar más tus bolsillos. Con falta de tiempo, sin planificación, se compra peor y más caro. 

Noticia original: Business Insider

Autor: Héctor Chamizo