Ayuso arrasa y solo necesita la abstención de Vox para ser presidenta

Con el 95% escrutado, el PP obtendría el 45% de los votos y 65 escaños, frente a los 58 del bloque de la izquierda

GRAF9409. MADRID, 04/05/2021.- La presidenta de la Comunidad de Madrid y candidata por el Partido Popular a la reelección, Isabel Díaz Ayuso, acompañada por el presidente del partido Pablo Casado, hoy martes en la sede del partido en la calle Génova, tras conocer los primeros resultados electorales tras los comicios autonómicos madrileños. EFE/Mariscal

GRAF9409. MADRID, 04/05/2021.- La presidenta de la Comunidad de Madrid y candidata por el Partido Popular a la reelección, Isabel Díaz Ayuso, acompañada por el presidente del partido Pablo Casado, hoy martes en la sede del partido en la calle Génova, tras conocer los primeros resultados electorales tras los comicios autonómicos madrileños. EFE/Mariscal

Isabel Díaz Ayuso se proclama como la gran ganadora de la noche electoral. Con casi el 100% escrutado, el PP obtiene el 44,15% de los votos y 65 escaños. Estas cifras podrían ser suficientes para gobernar en solitario ya que supera en diputados al PSOE, Más Madrid y Unidas Podemos. Aun así, necesitará el apoyo de Vox o, al menos, su abstención. Con Ciudadanos fuera del tablero político madrileño, el partido de extrema derecha se convertirá en el principal socio de los populares, bien sea desde dentro del Ejecutivo regional o fuera de él.

Sin embargo, los de Rocío Monasterio no serán tan relevantes como esperaban en la nueva escena que se dibuja en la Comunidad de Madrid a partir de este miércoles. La holgada victoria del PP les resta protagonismo e importancia. La formación ha obtenido el 9,12% de los apoyos y 13 parlamentarios, por lo que la suma con los populares le da al bloque de la derecha la mayoría absoluta, que está en los 69 diputados. El total se quedaría en 78 parlamentarios frente a los 58 del bloque de la izquierda.

La candidata del Partido Popular a la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y el alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida (d), durante el seguimiento de los resultados electorales en la sede del PP en Madrid. EFE/Partido Popular

Las malas noticias son dobles para el PSOE. Ángel Gabilondo no solo es arrasado por el PP de Ayuso, sino que también es superado por Más Madrid en votos. Los socialistas consiguen el 16,92% de los apoyos, frente al 16,99% de los de Mónica García, la gran ganadora de la izquierda que, pese a haber amenazado toda la noche con el sorpasso, finalmente ha empatado a 25 escaños con los socialistas.

Más Madrid gana peso respecto a los comicios de 2019, cuando Íñigo Errejón se hizo con el 14,69%. No obstante, la aspiración de desbancar a Ayuso del poder desaparece. La izquierda no consigue la fuerza suficiente y se prepara para el fiasco. Sobre todo Unidas Podemos, que no nota el efecto deseado con la candidatura de Pablo Iglesias y tan solo obtiene el 7,28% de los votos y 10 escaños.

La formación morada se convierte en el grupo parlamentario minoritario en la Cámara tras la nueva hecatombe de Ciudadanos. Los de Edmundo Bal se quedan sin representación y, con tan solo un 3,52% de las papeletas, pierden los 26 diputados que consiguieron en los últimos comicios y les condujeron a un gobierno de coalición con el PP.

Ayuso: “Moncloa tiene los días contados”

El PP vive el 4-M en clave nacional. Con más de la mitad de los votos escrutados, Isabel Díaz Ayuso ha celebrado su triunfo y lo ha hecho amenazando al Gobierno de Pedro Sánchez: “Moncloa tienes los días contados”, ha asegurado la candidata popular, que ha defendido que comienza un “nuevo capítulo en la historia de España”. “Desde Madrid vamos a recuperar el orgullo y el sentimiento de pertenencia y, sobre todo, la convivencia”, ha aseverado.

De nuevo ha defendido su modo de vida ‘a la madrileña’ y ha prometido bajar impuestos y “cuidar” la sanidad y la educación. “Siempre por delante con la bandera de la libertad”, ha concluido. Siguiendo el mismo discurso, el presidente del PP, Pablo Casado ha definido el resultado electoral del 4-M como una “moción democrática al sanchismo”. “Uniendo al centroderecha y al constitucionalismo se puede ganar a Sánchez”, ha insistido.

Batacazo del PSOE, que pierde fuerza frente a Más Madrid

El PSOE ha apostado por el mismo candidato que hace dos años y, en cambio, la diferencia en los resultados es notable. De proclamarse ganador en 2019 con 37 diputados, Gabilondo ha pasado a empatar a con Más Madrid y ha puesto en evidencia la pérdida de apoyos del socialismo en la Comunidad de Madrid.

“He tratado de ofrecer propuestas sosegadas para que pudiéramos (…) a veces he tenido dificultades para plantearlas sosegadamente. Obviamente no lo he logrado y lo lamento”, ha asegurado el candidato socialista.

El candidato del PSOE a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Ángel Gabilondo, comparece ante los medios hoy martes en el hotel madrileño en el que los socialistas han seguido los resultados electorales. EFE/Fernando Villar
El candidato del PSOE a la presidencia de la Comunidad de Madrid, Ángel Gabilondo, comparece ante los medios hoy martes en el hotel madrileño en el que los socialistas han seguido los resultados electorales. EFE/Fernando Villar

Gabilondo ha felicitado a Ayuso por su victoria y ha asegurado que seguirá trabajando. “Tenemos un desafío muy grande y vamos a seguir luchando estemos donde estemos”, ha aseverado en un discurso lleno de autocrítica personal.

Un discurso muy diferente ha dado García que, pese a la victoria de la derecha, ha celebrado el ascenso de su partido. “Hemos superado las expectativas”, ha aseverado tras conocer el escrutinio final. “Comienza la cuenta atrás para las elecciones de dentro de dos años y para las que pongo a trabajar desde ya”, ha añadido con entusiasmo.

Pablo Iglesias: “Dejo todos mis cargos”

El claro perdedor de la noche es Pablo Iglesias. Tanto es así que el ex vicepresidente del Gobierno ha comunicado su renuncia tras conocer los resultados. “Dejo todos mis cargos”, ha asegurado.

“Ser útil para unidas podemos es mi mayor aspiración, creo que es evidente que a día de hoy creo que no contribuyo a sumar. Cuando la situación es esa y los resultados son los que son, cuando te han convertido en un chivo expiatorio hace que tu papel se vea limitado y movilice lo peor de los que odian la democracia uno tiene que tomar decisiones”, ha afirmado.

“No voy a ser un tapón. Cuando uno deja de ser útil tiene que saber retirarse. Caminando fui lo que fui, hasta siempre”, ha concluido.