Sandra Ortega retira de un plumazo 80 millones de euros de su sicav

La primera fortuna femenina de España acomete una reducción del 25% en el capital en circulación de su sicav, Soandres de Activos

Sandra Ortega

Imagen de archivo de Sandra Ortega / EFE (Cabalar)

Cambios en Soandres de Activos, la sociedad de inversión de capital variable de la primera empresaria de España según Forbes, Sandra Ortega, poseedora de un 5% de Inditex. Los administradores de la sociedad han comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) que “con fecha de operación 25 de junio y fecha de liquidación 1 de julio, se ha producido un movimiento de capital en la sociedad que ha supuesto una disminución del capital en circulación de un 24,79%”.

La sociedad, a través de la que Ortega canaliza parte de su fortuna, cerró el primer trimestre del año, según la información remitida al supervisor, con un patrimonio por encima de los 324 millones de euros, por lo que habría retirado alrededor de 80,3 millones sin que, de momento, se conozca para qué serán empleados.

Anteriores reducciones

No es la primera vez que la dueña de Rosp Corunna acomete una reducción de capital en su última sicav en activo. En 2016 decidió proceder al reembolso de parte del dinero que había acumulado en Soandres. Retiró entonces 130 millones, los equivalentes al 31,2% del capital en circulación. La operación conllevó que Soandres pasase de contar con un patrimonio de 410,6 millones de euros en el arranque del ejercicio a 285,7 millones al finalizarlo.

Gestionada por JP Morgan, Soandres de Activos cerró el primer trimestre del año con un patriminio de 324,2 millones, un 0,41% más que a finales del ejercicio. La sociedad finalizó el 2020 con un crecimiento del 5% aunque en el primer trimestre de 2020, debido a la irrupción de la pandemia,se derrumbó un 6,64%.

Cerco del Gobierno a los ‘mariachis’

El pasado mes de mayo, la Comisión de Hacienda del Congreso aprobó la ley contra el fraude fiscal que, entre otras medidas, incluye el endurecimiento del régimen de estos vehículos de inversión.

El texto finalmente aprobado, y que ahora continuará su tramitación en el Senado, endurece el control sobre estos vehículos con el objetivo de garantizar que, realmente, son sociedades de inversión colectiva.

Así, el régimen favorable a estas sociedades de inversión (tributar al 1% en el Impuesto sobre Sociedades) estará vinculado no solo a que haya al menos 100 socios, como hasta ahora, sino a que cada uno de ellos tenga acciones por valor de, como mínimo, 2.500 euros. El Ejecutivo pretende, de esta forma, evitar que el cupo de socios de las sicavs se complete con los denominadosmariachiscon participaciones irrelevantes.